EL MODESTO DESCONOCIDO QUE PROTEGE NUESTRO CUERPO

5  13.04.2006

Ventajas:
más propiedades de las que creemos

Desventajas:
hay que tratarlos para que no sean tóxicos

Recomendable: Sí 

sutinum

Sobre mí: "Hay en mis venas gotas de sangre jacobina, pero mi verso brota de manantial sereno; y, más que...

usuario desde:28.02.2006

Opiniones:314

Confianza conseguida:206

Comparte esta opinión en Google+
Esta opinión ha sido evaluado como muy útil de media por 34 miembros de Ciao

El producto que nos ocupa es perfecto como aperitivo para acompañar unas cervecitas, un vinito o incluso un vermut. Consiste en las semillas del altramuz preparadas en salmuera, pero tampoco es excesivamente salado. En cualquier, caso el índice de salinidad de este tipo de producto se puede fácilmente reducir sacándolo de su jugo y dejándolo reposar en un contenedor con agua, hasta que alcance el punto de sal que deseamos. No obstante, no deberían consumirlos los hipertensos. Lo cierto es que estos altramuces, como las pipas, crean verdadera adicción, y una vez que empiezas a consumirlos, es difícil parar. Además, tampoco suponen un gran gasto (600 gr cuesta menos de 2 euros aproximadamente).

Ahora bien, el altramuz se encuentra con bastante facilidad en estado salvaje, y si bien sus semillas son más pequeñas que la de los cultivados, son perfectamente comestibles. Además, el cultivo del altramuz, si tenéis un pequeño huerto, es bastante sencillo. De hecho, una vez que se ha cultivado durante un año, como sucede con muchas leguminosas, luego es difícil de erradicar, porque siempre se desprenden algunas semillas antes de ser recolectadas. Por ello, os insto a prepararlos vosotros mismos en casa. Pero, primero, describamos someramente este vegetal para que podáis reconocerlo en la naturaleza.

El altramuz o Lupinus angustifolius pertenece a la familia de las leguminosas. La planta es anual, con un tronco bastante fuerte y velloso y ramificaciones alternas. Alcanza unos 20-80 cm. Su floración va de la primavera a principios verano. De hecho, ahora podéis verlo en su esplendor. Las flores se reunen en racimos terminales muy llamativos, que pueden ser de un precioso azul (el que normalmente encontraréis en estado salvaje, el Lupinus micranthus Guss), amarillo (el que más se suele cultivar para alimentación animal, y que procede e Australia, el Lupinus Angustifolius) o blanco (el que más se cultiva en Europa para consumo humano, el Lupinus Albus). No obstante la jardinería ha desarrollado híbridos decorativos de jardín de múltiples colores (variedad Lupinus polyphyllus). También las hojas son muy bonitas, con forma de mano compuesta por 5-9 hojas lineares colocadas en abanico. El fruto (una vaina), que es una legumbre, al secarse se vuelve amarillo, pardo o negro.

CONTIENE
Muchas proteínas, vitaminas y prácticamente ninguna grasa.
- 38% de proteínas
- 24% de hidratos de carbono
- 6% de lípidos (oleico y linoléico)
- 7,5% de minerales (7,6 mg de hierro por 100 gr de altramuz, 180 mg. de calcio por 100 gr de altramuz sin pelar)
- 24% de fibra vegetal bruta (según la O.M.S. el cuerpo humano necesita una media de 35 g de fibra al día para mantener su sistema digestivo en perfectas condiciones).

PROPIEDADES
Emolientes, antidiabéticas, diuréticas y cicatrizantes. Estimula la renovacion de las células y favorece la regeneracion de la piel.


RIESGOS
Es cierto que esta planta contiene alcaloides tóxicos (esparteína, lupinina, ácido lupínico y lupanina) que provocan una intoxicación del sistema nervioso denominada latirismo, un tipo de parálisis grave. No obstante, este riesgo desaparece con la ebullición o simplemente dejando reposar la semilla en agua salada. Sí hay que indicar que el nivel de estos alcaloides es mayor en las variedades expontáneas (20 g/kg frente al 0,2 y 0,5 g/kg de las cultivadas), lo que las hace más amargas.
Si se destina a alimentación animal, no conviene que sea consumido tras las lluvias otoñales, ya que estas pueden propiciar la aparición del hongo saprofito (Phomosis leptostromiformis), que hace enfermar a los animales.


COMO PREPARAR LOS ALTRAMUCES EN CASA
Probablemente pensaréis que, dado el bajo coste de los altramuces en salmuera, no conviene realizar en casa un proceso largo aunque no demasiado laborioso. Aparentemente es así, pero tenéis que pensar que la mayor parte de los altramuces que compráis ya preparados han sido cocinados con sosa (que acelera el proceso) y no con sal, por lo que resultan mucho más salados. Ahora os doy la receta empleada en mi casa, que no tiene ningún secreto.

Ponéis los altramuces a remojo en agua salada durante 24 h. Pasado ese tiempo los coláis y los ponéis al fuego en agua sin sal. Cuando empiece la ebullición (suele tardar unos 5-7 min), la cortáis inmediatamente apagando el fuego y colocándolos bajo un chorro de agua fría. Después, los ponéis de nuevo en agua sin sal, que cambiaréis dos veces cada día. Pasados unos 15 días, podéis empezar a probarlos, y cuando ya no estén amargos, podéis ponerlos en agua salada de forma definitiva hasta su consumo.

COCINA
De la semilla del altramuz se obtiene harina. No obstante, las semillas se consumen (con o sin piel) normalmente en salmuera como tapa. Pero también se pueden introducir en diversas ensaladas, tanto de verduras (lechuga, berros, tomate, aceitunas, etc), como mixta de verduras con algunos pescados (bacalao, atún en aceite o salmón ahumado), carnes (básicamente jamón cocido o carne vacuna cocida) o quesos (que pueden ir de la mozzarella al queso azul o al Parmigiano).

UNA CURIOSIDAD
Habréis observado que esta legumbre a menudo es denominada chocho. Tal nombre se debe a que al poco de ponerla a remojo, la zona de la semilla por donde sale la planta apenas germinada se hincha bastante y se pone blanca, volviéndose muy visible, y esta parte casualmente recuerda los labios de una vulva.

Fotos de Casa Pons Altramuces
Casa Pons Altramuces Fotografía 4409614 tb
fig.1
Comparte esta opinión en Google+
Enlaces Patrocinados
Evaluar esta opinión

¿Cómo de útil te será esta opinión a la hora de tomar tu decisión de compra?

Directrices para las Evaluaciones

Comentarios sobre esta opinión
txutxeria

txutxeria

28.03.2009 13:10

me encantan! Saludos!

monicaif

monicaif

17.05.2007 16:01

mira que los he comido veces y no sabia nada de esto ¡¡

Djana

Djana

25.05.2006 20:45

Genial. De verdad que es maravilloso leer tus opiniones, se aprende un montón y además se disfruta de una lectura muy amena. En Venezuela también se les dice chochos, pero creo que excepto la población española, el resto no tenemos (ahora yo sí) ni remota idea de por qué se les dice así, ya que la palabra "chocho" se utiliza para referirse a alguien muy viejo (de edad) o cuando se está encantado con algo o alguien (está chocho/a con su nieto/a). Un besito.

Escribe tu comentario

máximo 2000 alcanzado

  Publicar el comentario


Evaluaciones
Esta opinión sobre Casa Pons Altramuces ha sido leída 21704 veces por los usuarios:

"excepcional" por (15%):
  1. monicaif
  2. Djana
  3. laura_de_julian
y de usuarios adicionales 5

"muy útil" por (85%):
  1. nigraniense
  2. txutxeria
  3. megaiman1
y de usuarios adicionales 43

La evaluación total de esta opinión no es únicamente el promedio de las evaluaciones individuales.
Etiquetas relacionadas con Casa Pons Altramuces