Cuatro mil años de historia

4  18.06.2012

Ventajas:
Un recorrido por la historia en una visita

Desventajas:
-  -  -

Recomendable: Sí 

Detalles:

Interés en general

Encanto

Ubicación

Relación calidad precio


lunacal

Sobre mí:

usuario desde:11.01.2012

Opiniones:411

Video-opiniones:20

Confianza conseguida:236

Comparte esta opinión en Google+
Esta opinión ha sido evaluado como excepcional de media por 63 miembros de Ciao

El sábado pasado decidí visitar el que es el único castillo de Madrid…algunos diréis que no, que en Madrid hay más de uno…pues sí hay varios, en la Wiki podéis incluso unas rutas de castillos muy interesantes por toda la Comunidad.

Pero, el único castillo de la capital (no de la Comunidad) es el que os voy a comentar: El Castillo de la Alameda.

Tras varios años de estar casi abandonado por fin se han decidido a restaurarlo y creo que ha merecido la pena porque este castillo también tiene su historia.

ººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººº

SITUACIÓN

ººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººº


Se encuentra en el barrio madrileño de la Alameda de Osuna, que pertenece al distrito de Barajas, sí al lado del aeropuerto.

La dirección es en la calle Antonio Sancha, nº 1 (entre las calles Joaquín Ibarra, Antonio Sancha y Manuel Aguilar).

Teléfono: 913 667 415 (contacto en el Museo de los Orígenes)

Fax: 913 541 719

Correo: museodelosorigenes@madrid.es

Web: www.madrid.es/museodelosorigenes

Entrada Gratuita

Abierto los Fines de Semana y Festivos de 10 a 21 horas

Bus: 105, 112, 115, 112, 114 y 151
Metro: Alameda de Osuna y El Capricho


ººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººº

ORÍGENES

ººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººº


Este rincón de Madrid tiene unos 4.000 años de historia y a lo largo de la historia se han asentado sobre él diversas civilizaciones.


Ello se debe fundamentalmente a la situación estratégica del lugar, sobre el arroyo de las Rejas, que es un afluente del Río Jarama.

Bajo el castillo que puede ser visitado en la actualidad, existen los restos de un poblado prehistórico de nada menos que del año 2000 a.C.

Se trataba de un poblado de cabañas de madera y barro, rodeadas de un foso y una cerca de madera. La tierra de la zona era muy rica, con numerosos manantiales y los habitantes de este poblado se dedicaban a la agricultura y la ganadería.

Luego fue ocupado en numerosas ocasiones hasta la época romana. En la Edad Media nació la aldea de la Alameda y en el siglo XV se entregó a la familia Mendoza que además recibió también el señorío de la aldea de Barajas. Y bajo el dominio esta familia, fue construido el castillo.

En ese momento fue erigido con unos resistentes muros con torres y almenas y rodeado de un foso. Para su construcción se usó sílex.

Luego pasó a la familia de los Zapata que lo transformó en

Fotos de Castillo de la Alameda, Madrid
  • Castillo de la Alameda, Madrid 1 - Castillo de la Alameda, Madrid
  • Castillo de la Alameda, Madrid 6 - Castillo de la Alameda, Madrid
  • Castillo de la Alameda, Madrid 26052012077 - Castillo de la Alameda, Madrid
  • Castillo de la Alameda, Madrid 26052012059 - Castillo de la Alameda, Madrid
Castillo de la Alameda, Madrid 1 - Castillo de la Alameda, Madrid
Castillo de la Alameda, exterior
una residencia rural o villa de recreo, al igual que la cercana del Capricho.

En el s. XVII un incendio calcinó el edificio. Posteriormente la propiedad pasó a los Fernán Núñez, que construyeron junto a él un panteón, que aún se conserva. Y el castillo poco a poco fue abandonado hasta la Guerra Civil, momento en el que se convirtió en un punto de defensa del bando republicano. Posteriormente volvió a caer en el olvido, hasta que durante cuatro años fue restaurado para ser abierto al público en el año 2010. Depende del Museo de los Orígenes y en él se realizan además talleres escolares y actividades en verano.


ººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººº

LO QUE VAMOS A VER

ººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººº


Además del castillo, se pueden ver los restos del poblado prehistórico que antes os he comentado.

También La llamada casa del Guarda que se construyó en una época posterior al incendio del edificio, momento en el que fue abandonado y se usaba únicamente como terrenos de cultivo. Además el castillo sufrió en esta época un expolio de sus materiales, muchos de los cuales se destinaron al panteón anexo, que antes os mencioné o incluso a la construcción del Palacio del Capricho, que fue la residencia de los Duques de Osuna, de quienes procede el nombre del actual barrio madrileño.

En la época de la guerra civil se construyó un nido de ametralladoras o búnker, que también se conserva.

Junto al castillo aun existe el Panteón de la familia Fernán Núñez.


ººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººº

LA VISITA

ººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººº


Tenéis que tener en cuenta que el castillo sólo puede ser visitado los fines de semana y festivos, eso sí, la entrada es gratuita.

Se encuentra en una gran explanada rodeado por una valla exterior y a su entrada podemos encontrar una sala con información general, con una serie de paneles que te explican la historia del castillo y donde puedes coger un folleto (lo podéis ver en las fotos) o incluso adquirir una guía informativa un poco más extensa al precio de un euro.


La visita se realiza alrededor del castillo por una serie de pasarelas de madera que llegan a unos miradores situados en puntos estratégicos del castillo y en los cuales hay unos enormes carteles que te explican lo que se puede ver desde ese punto. Se realiza un recorrido circular rodeando el castillo y al final se llega al puente, que nos permite cruzar el foso y entrar al castillo.


En nuestro caso iniciamos el recorrido, llegamos a la sala informativa y tras leer los paneles, junto a ella, pudimos ver en el suelo una serie de capiteles y bases de columnas. Nos informaron de que son los restos del pórtico que se adosó al edificio cuando fue transformado en un palacio renacentista. En este momento dejó de ser un edificio defensivo para convertirse en un símbolo del poder que en aquella época ostentaba la aristocracia.


Siguiendo la influencia francesa, tal y como marcaban las tendencias arquitectónicas de la época, el foso fue sustituido por los característicos jardines de este tipo de construcciones, y en la entrada del mismo se construyó un pórtico con columnas.


Avanzamos un poco por una pasarela de madera y llegamos a la casa del guarda que antes os he comentado, bueno son los restos ya que es bastante difícil adivinar su estructura que aun no ha sido restaurada en su totalidad. Estos restos datan de la época en la que el castillo se transformó en una finca agraria.

Desde este punto ya pudimos apreciar el foso del castillo que es por sus características del siglo XV, aunque fue construido sobre otro anterior, nos pareció bastante escarpado y profundo.

Llegamos a un punto en el que podemos apreciar ya con detalle, el exterior del castillo. Se trata de un edificio de forma rectangular con las esquinas redondeadas. Se conservan la cara sur y la este, de las otras dos sólo podéis ver los cimientos.


Cuenta también con los restos de una torre cuadrada en el noroeste y una cilíndrica en el ángulo contrario. Desde aquí se aprecia que existe una diferencia en cuanto a materiales y forma de construcción en el último piso, que en efecto corresponde a una época posterior, luego os lo comento. En cuanto al material utilizado parece piedra caliza que ha sido colocada formando hileras.


Seguimos rodeándolo y llegamos al lugar donde en su momento se situó el jardín renacentista, en el lugar que antes ocupaba el foso. Contaba con una curiosa “fuente de burlas”, hasta este momento desconocía lo que era, se trata de una fuente típica de la época que se caracterizaba por unos chorros de agua que emergían directamente del suelo y que tenían por finalidad, el gastar bromas a los visitantes o invitados que llegaban al castillo.

Por las excavaciones realizadas y las semillas encontradas se vio que existían olivos, cipreses y numerosas plantas ornamentales con flor, hay restos de los parterres de ladrillo donde fueron plantadas. Así mismo y como era común en esa época, contaban también con una zona destinada al huerto. Todo el jardín era abastecido de agua por un curioso sistema hidráulico del que aún quedan vestigios, como son tuberías de cerámica y que se basaba en cuatro fuentes situadas en las cuatro esquinas del foso, que con un sistema de canales abastecían a todo el jardín.


En esta parte del recorrido podemos observar también el Panteón de los Fernán Núñez que fue construido con los restos del castillo (lo podéis ver en las fotos). El día que yo estuve estaba cerrado, no sé si se abre al público.

Junto a él se encuentra un búnker de la época de la guerra civil (el frente del Jarama por lo visto tenía allí el mando de operaciones) y un nido de ametralladoras, en las paredes del castillo hay numerosos huecos por donde presumiblemente se disparaba al enemigo.


Seguimos el recorrido por la pasarela y llegamos al lugar donde se han encontrado los restos de un poblado prehistórico. En los carteles se nos explica que se han encontrado unas curiosas despensas subterráneas de alimentos y numerosas piezas de cerámica que se corresponden con la Edad del Bronce, también se encontraron restos romanos del siglo I.


Avanzamos un poquito más y encontramos el puente que cruza el foso y que nos va a permitir pasar al interior. También fue modificado en la época en la que el edificio dejó de tener una finalidad defensiva y como bajo él se situó un jardín, en la parte inferior del puente podemos ver un arco del que aún quedan restos. Nada más cruzar el puente a nuestra izquierda vemos los restos de la Torre del Homenaje. De planta cuadrada. Esta torre era el símbolo del poder feudal del titular del castillo.

Los gruesos muros del castillo guarecían en su interior un edificio con dos plantas y toda la vida del castillo giraba en torno a patio interior cuyo suelo era de ladrillo.

Se pueden apreciar en algunas paredes zócalos decorados con cerámica, y los restos de diferentes dependencias o habitaciones. En la parte superior, se abren unos ventanales que corresponden a una época posterior, cuando el castillo dejó de ser un edificio meramente defensivo y se convirtió en un palacio, levantándose una tercera planta. Se pueden ver también restos del artesonado del techo de la planta superior y en un lateral el hueco del tiro de la chimenea.

En la parte baja se aprecia también la existencia de un túnel que se comunicaba con el jardín, era abovedado y con el suelo también de ladrillo.


ººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººº

CONCLUSIÓN

ººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººº


Es una pena que un castillo como este haya sido abandonado a su suerte durante tanto tiempo.

Hace pocos años se encontraba en un descampado, sin que nadie le prestara atención y era sólo un punto de reunión para grafiteros que “decoraban” sus paredes o para la realización de botellones.

Me alegro de que el ayuntamiento de Madrid haya tomado cartas en el asunto y se haya puesto manos a la obra para la restauración de este edificio que en tan pocos metros reúne tanta historia, desde hace cuatro mil años el lugar donde se encuentra se consideró un lugar privilegiado y ahora nosotros tenemos el privilegio de poder visitarlo.


Comparte esta opinión en Google+
Enlaces Patrocinados
Evaluar esta opinión

¿Cómo de útil te será esta opinión a la hora de tomar tu decisión de compra?

Directrices para las Evaluaciones

Comentarios sobre esta opinión
JO333

JO333

18.01.2014 21:57

Interesante de verdad

mermi

mermi

15.12.2012 21:08

un luga para visitar, saluditos.

desek

desek

08.07.2012 10:12

Excepcionallllll

Escribe tu comentario

máximo 2000 alcanzado

  Publicar el comentario


Evaluaciones
Esta opinión sobre Castillo de la Alameda, Madrid ha sido leída 624 veces por los usuarios:

"excepcional" por (84%):
  1. JO333
  2. mermi
  3. desek
y de usuarios adicionales 50

"muy útil" por (16%):
  1. pichurri4
  2. maibari2
  3. adeco
y de usuarios adicionales 7

La evaluación total de esta opinión no es únicamente el promedio de las evaluaciones individuales.
Etiquetas relacionadas con Castillo de la Alameda, Madrid