Charlie y la fábrica de chocolate - DVD

Opinión sobre

Charlie y la fábrica de chocolate - DVD

Impresión Total (124): Evaluación Total Charlie y la fábrica de chocolate - DVD

 

Todas las opiniones sobre Charlie y la fábrica de chocolate - DVD

 Escribir mi propia opinión


 


Unos dientes perfectos. [Fdo.: Willy Wonka]

5  17.10.2005

Ventajas:
Los personajes, la historia  .

Desventajas:
Según qué escenas los niños pueden sentir miedo .  .  .

Recomendable: Sí 

Detalles:

Argumento

Personajes

Calidad de dirección

Banda sonora

¿La verías de nuevo?

¿Te gustó?

más


pucka555

Sobre mí: La de tiempo que ha pasado ya... uff !!

usuario desde:21.07.2004

Opiniones:64

Confianza conseguida:83

Comparte esta opinión en Google+
Esta opinión ha sido evaluado como muy útil de media por 49 miembros de Ciao

Cuando vi anunciada la película "Charlie y la fábrica de chocolate" y que se mencionaba la tan famosa tableta "Wonka", me vino a la memoria otra versión que pude contemplar por televisión hace ya años. No puedo concretar cuándo, pero sí que era una niña y que me era muy grato encontrarme en esa situación de volver a rememorar imágenes que las tenía bastante borrosas en mi mente, todo hay que decirlo.

Así que un viernes 12 de agosto, decidimos ir la familia al completo para degustar tan suculento film (o eso nos pareció en un principio observando los trailers). La verdad es que esta otra versión no nos decepcionó en absoluto, pero sí he de puntualizar que -como he mencionado en desventajas- es posible que los niños puedan pasar miedo en alguna escena, tal y como le ocurrió a una de mis hijas (de cinco años), donde en dos ocasiones se agarró a mi cuello diciéndome medio llorando que nos fuésemos. El susto se le pasó rápido, pero es conveniente explicarles, para los que todavía no hayan ido, qué tipo de historia van a encontrar y cómo puede desarrollarse.

▓ ▒ ░•..•**•.¸CHARLIE Y LA FÁBRICA DE CHOCOLATE

Empezaré comentando que esta película engloba varios aspectos todos ellos muy curiosos. Pero para entenderlo mejor lo más adecuado será explicar brevemente el argumento.

"Charlie y la fábrica de chocolate" cuenta la historia de un niño, Charlie Bucket, que vive en la más absoluta pobreza en compañía de sus padres y de sus cuatro abuelos en una casa vieja y destartalada, pero todos ellos respiran amor y eso les une como una familia que son. Los valores humanos predominan sobre los materiales y eso el pequeño lo tiene muy claro.

Pero el crío anhela una sola cosa y es su sueño de cada noche: visitar la fábrica de chocolate que dirige Willy Wonka. Un buen día este famoso personaje anuncia que dentro de sus no menos famosas tabletas de chocolate "Wonka", permanecen escondidas tan sólo cinco papeletas doradas repartidas a lo largo y ancho del planeta, por lo que sólo cinco niños tendrán el privilegio de visitar la fábrica, la cual permanecía cerrada desde hacía quince años debido al espionaje por parte de otras empresas tratando de descubrir los secretos por los cuales llegó al triunfo tan aclamado productor de golosinas y dulces.

Y de esos cinco niños quedará uno al final del recorrido (pruebas que deberán superar) por la fábrica, que se proclamará el vencedor y como recompensa obtendrá un fastuoso e inimaginable regalo, pero ¿cuál?.


[[●TÍTULO: Charlie y la fábrica de chocolate (Charlie and the chocolate factory) ● DIRECCIÓN: Tim Burton ● PAÍS: USA y Reino Unido ● AÑO: 2005 ● DURACIÓN: 115 min ● GÉNERO: Aventuras, comedia, fantasía ● INTERPRETACIÓN: Johnny Depp, Freddie Highmore, David Kelly, Helena Bonham Carter, Noah Taylor, Missi Pyle, James Fox, Deep Roy, Christopher Lee, Adam Godley, Franziska Troegner, Annasophia Robb ● GUIÓN: John August; basado en el libro de Roald Dahl. ]]

●▬► "Charlie y la fábrica de chocolate", por Tim Burton y "Un mundo de fantasía" (Willy Wonka y la fábrica de chocolate) por Mel Stuart.


Así como actualmente encontramos en cartelera el primer título mencionado más arriba, no es la única versión que se llevó a la gran pantalla del conocido libro escrito por Roald Dhal. "Un mundo de fantasía" (1971) estuvo protagonizada por Gene Wilder (esa fue la película que vi siendo muy niña) y nada tiene que ver el personaje protagonizada por éste al que ahora interpreta Johnny Depp. En el primer caso la figura de Willy Wonka es más excéntrica, mientras que Wilder la enfocaba desde un punto más paternalista.

Parece ser que la adaptación más antigua no gustó en demasía al autor del libro, por lo que decidió que no prosiguiese una segunda parte, aunque no ocurrió lo mismo con los espectadores, que contrariamente a Roald Dhal, sí cautivó entre el público.

Añadir también que existen más diferencias entre un film y otro, como que los Oompa-Loompa en la versión de los setenta son todos diferentes, de la infancia de Willy Wonka no se menciona nada o que la niña egoísta (Veruca) cae en el basurero donde los Oompa-Loompas depositan los huevos
Fotos de Charlie y la fábrica de chocolate - DVD
  • Charlie y la fábrica de chocolate - DVD Fotografía 1258234 tb
  • Charlie y la fábrica de chocolate - DVD Fotografía 1258235 tb
  • Charlie y la fábrica de chocolate - DVD Fotografía 1258236 tb
  • Charlie y la fábrica de chocolate - DVD Fotografía 1258237 tb
Charlie y la fábrica de chocolate - DVD Fotografía 1258234 tb
1ª versión interpretada por Gene Wilder
de oro que no sirven de las gansas. En la nueva adaptación, los pequeños trabajadores tienen la misma cara, sí se deja ver la traumática niñez de Wonka y Veruca cae en el agujero donde las ardillas dejan caer las nueces vacías. Son unos cuantos ejemplos que pueden apreciarse entre ambas películas, pero no son los únicos.

♫ஐ♪ WiLLy WoNKa, WiLLy WoNKa, el chocolatero ideal... WiLLy WoNKa, WiLLy WoNKa, has llegado hasta el final... ♫ஐ♪


Seguiré explicando esos aspectos curiosos de la película. En primer lugar podría decirse que éste es un cuento con moraleja observando, sobre todo, el carácter y comportamiento de cada uno de los niños que van a visitar la fábrica de chocolate (y se redondea el porqué de esa conducta viendo a los padres y madres).

En el caso de Augustus Gloop (Philip Wiegratz), es un niño que no pìensa en otra cosa más que en comer a todas horas. Se diría que es la gula personificada. De ahí que dentro de la fábrica sea el primero en "desaparecer".

La segunda niña es Violet Beauregarde (Annasophia Robb). Todo ella es soberbia, prepotencia, es 100% competitiva y sólo le interesan sus trofeos ganados. Llega a la fábrica intentando conseguir un récord: el de masticar el mismo chicle el tiempo necesario que le suponga ganarlo. Es un clon de su madre: van vestidas igual y peinadas a conjunto. El "final" de su recorrido será un tanto drástico.

Veruca Salt (Julia Winter) es la tercera niña en cuestión. Es una engreída cría millonaria, maleducada y egoísta. Su padre, evidentemente, le consiente en todo lo que la nena le pide. Al igual que sus compañeros, ésta acabará en un lugar insospechado y de una forma bastante espeluznante.

Y el cuarto niño es Mike Teavee (Jordan Fry). Le encanta menospreciar a los que le rodean y es un adicto al televisor (léase su apellido "Ti-vi" lo que viene a significar "televisisión", muy acorde a su personalidad) y a los videojuegos. Destacar también la agresividad que desborda es sorprendente, así como el menosprecio hacia los demás. Como sus anteriores compañeros (aunque deberíamos emplear el término "rivales", ya que la existencia de compañerismo es nula) no logrará llegar a la meta deseada.

Por último, Charlie Bucket (Freddie Highmore) es la excepción. Todo él es bondad, corazón, generosidad y valora a la familia por encima de todo. De ahí que, finalmente, obtendrá su merecida recompensa.


Una vez hecha la presentación más o menos oficial de estos cinco posibles candidatos a conseguir el premio, pasemos al no menos pintoresco anfitrión: Willy Wonka.

Willy Wonka (interpretado por Johnny Depp) es un niño atrapado en un cuerpo de hombre. Es un ser excéntrico, lleno de temores, que vive en un mundo -su fábrica- apartado del exterior y que refleja un caso claro de trauma infantil , una relación paterno-filial que le marcará en su futuro, ya que precisamente el padre (dentista de profesión) le prohibirá comer cualquier tipo de dulce y, por si fuera poco, proveerá a su hijo de un espectacular y aparatoso "armatoste" para que su dentadura sea perfecta. De ahí que el hijo decida irse y construir esa maravillosa fábrica que le hizo millonario pero que a su vez, hace que pierda todo contacto con la familia. Su físico y la imagen que muestra siendo adulto no tiene desperdicio. Figura espigada, pálido, con una melena a lo más estilo beatle, voz fina y aguda, traje de terciopelo morado, guantes, chistera y bastón. La primera impresión que me dio fue la de una muñeca de porcelana, como parada en el tiempo. Se le critica (y en parte con razón), que su interpretación imita al archiconocido Michael Jackson, tanto por sus formas como por el mundo de fantasía que le rodea. La verdad es que a mi al menos se me vino a la cabeza tan popular personaje observando al chocolatero. Pero también es cierto que, así como el cantante siente "pasión" por los niños, a Willy Wonka más bien le causan aversión. Y en el tema del trauma que sufre Wonka a causa de su padre, también se le atribuye paralelismo a la situación vivida por el propio Tim Burton con el suyo. Además, no es en la única ocasión que se da esta circunstancia en sus películas.

Y cómo dejar de lado a los Oompa-Loompas (Deep Roy), personajes queridos por unos y odiados por otros desde el punto de vista del espectador. Cierto es que son bastante extremistas en ese sentido, ya que si te caen en gracia hace que la película mantenga su encanto, pero si es al contrario quizás hasta llegue a agobiar un tanto. Estos pequeñuelos son los que fabrican el chocolate dentro de la fábrica. En un viaje realizado por Wonka a Loompilandia se topó con tan curiosas criaturas amantes del cacao, así que les propuso el trabajar en su fábrica con tan preciado ingrediente, a lo que no se negaron. En la película podemos apreciar a un importante número de Oompa-Loompas, pero en realidad se trata de uno sólo interpretado por Deep Roy, pero que le supuso un gran esfuerzo y trabajo por su parte pues a cada uno de los Oompa-Loompa le asignó un gesto, un movimiento distinto o algo en particular que se le pudiese diferenciar del resto, y todo ello supuso diferentes tomas que una vez juntas creaban esa imagen de multitud perfectamente coordinada (aunque se usaron técnicas animatrónicas). Así como Willy Wonka se le critica el gran parecido con Michael Jackson, los Oompa-Loompa tampoco se quedan atrás, ya que se les ha encontrado parecido a Eduardo Duhalde, ex-presidente de Argentina (pero quizás es rizar demasiado el rizo buscando tantas similitudes físicas a una serie de personajes que tan sólo cuentan una historia sin más). Serán los encargados de entonar las distintas canciones destinadas (y personalizadas) a los niños que, poco a poco, vayan quedándose atrás. Añadir que Danny Elfman es el encargado de la banda sonora y es él mismo el que aporta su propia voz, multiplicándola muchísimas veces, para adaptarla a las escenas musicales de los Oompa-Loompa.


●▬► El dulce mundo de Wonka.


Cuando los cinco niños, sus acompañantes y el propio Wonka entran dentro de la fábrica, el asombro no se hace esperar. Un gran, maravilloso, espectacular y comestible mundo les espera con los brazos abiertos. La imagen que nos llega al espectador, con ese gran abanico de vivos colores, repleto de dulces y chocolate allá donde alcanza la vista que parece que diga "!! cómeme !! ", es de lo más atractivo. Y no es para menos. Adentrarte en este mundo protagonizado en un primer lugar por una inmensa cascada que cae sobre un río, ambos de un untuoso chocolate, donde la hierba es de un llamativo verde, también comestible, o donde crecen bastones de caramelo entre otras golosinas es para quedarse con la boca abierta. Incluso el barco que los lleva de un lugar a otro para contemplar el resto de la fábrica es de dulce. Dentro de este mundo se hallan distintas salas destinadas a diferentes fines. Dentro de ellas (incluída la presentación del río y la cascada) irán "desapareciendo" los niños hasta quedar uno sólo.


● ▬ ►¿A qué piso desea ir?

Con esta pregunta me refiero al ingenioso y original ascensor (es transparente) que posee Willy Wonka dentro de la fábrica para trasladarse dentro de ella. Lo más curioso es que no sólo puede moverse de arriba a abajo y a la inversa, sino que lo hace en cualquier dirección que se desee y allá donde se quiera ir. De hecho lo utilizan para ir finalmente a la casa de Charlie Bucket donde el aterrizaje fue de lo más apoteósico ante la mirada atónita de los restantes miembros de la familia.


● ▬ ► No sólo de chocolate vive el hombre...

Ésta será la lección que aprenderá nuestro querido chocolatero cuando el pequeño Charlie Bucket sea el que finalmente le abra los ojos ante una realidad que no quería reconocer, quizás por miedo o por cobardía. Pero como todo en esta vida tiene solución, con la ayuda del pequeño conseguirá quitarse la espinita que tanto tiempo llevada clavada. Un entrañable y emotivo final.

Eso sí, la fábrica continuará produciendo dulces y chocolate.

▓ ● Valoración personal ● ▓


Desde mi punto de vista aconsejo ver la película sin dudarlo un instante. Como ya dije en un principio me encantó y hasta el día de hoy aún tarareo de tanto en tanto eso de: ♫ Willy Wonka, Willy Wonka, el chocolatero ideaaal ♪, así que no podría a estas alturas comentar lo contrario. La historia no es complicada ni mucho menos, pero sí contiene muchas verdades que los padres (más que los hijos) deberíamos tener más en cuenta, ya que exponen mucha información que por desgracia aún hoy en día existe y somos nosotros los primeros que deberíamos plantearnos cómo inculcar y educar a nuestros pequeños sobre valores que cada vez son menos frecuentes, tal vez por el ritmo de vida que se lleva o quizás por no dedicar el tiempo necesario a ello (¿cansancio, dejadez, comodidad, estrés...?).

El resultado de muchas estas cuestiones es precisamente el comportamiento y personalidades de todos esos niños que vemos en el film. La excepción de todos ellos es precisamente el que realmente posee los verdaderos valores en esta vida, porque cree en ellos y eso hace que su familia esté por encima de cualquier deseo material, de ahí que consiga llegar hasta el final y ganar el premio.

También me gustó que mis hijas viesen la película para que se dieran cuenta de qué es lo que ocurre cuando no hacen caso a lo que le decimos los padres, y no me refiero a la parte más drástica (que casi diría es cruel y todo), sino a que no es bueno que ellos tengan las riendas de lo que significa "educar", y ésto desemboca a hacer lo que se les antoja en todo momento y a manipular a los padres siempre que quieren. Los ejemplos de esos cuatro niños son claros y concisos y creo que a ninguno de nosotros nos gustaría ver a nuestros hijos reflejados en cualquiera de semejantes personajillos. De ahí la importancia de saber qué posición ocupamos cualquiera de nosotros dentro de una "jerarquía" familiar.

Desviando el tema hacia otro punto, me decantaría ahora por Willy Wonka, el cual me atrajo considerablemente por ser como es. Johnny Depp interpreta a un personaje ya no sólo excéntrico, sino que es auténtico. Ver sacar de sus bolsillos unas tarjetas para poder continuar una conversación a modo orientativo, o escuchar esa sonrisilla irónica es sensacional. Incluso cuando se refiere en tono despreciativo a Mike Teavee, diciéndole: "Vocaliza, no se te entiende", o la dificultad que le despierta el pronunciar vocablos tan cotidianos como "padres" o "papá", entrebancándose sin llegar a completar dichos términos. Lo mismo ocurre justo en el momento anterior a entrar a la fábrica, cuando él mismo se convierte en espectador de su propia, digamos, presentación, donde unos muñecos acaban ardiendo. Me gustó mucho, sí señor.

Señalaría también ese puntillo de castigo malévolo empleado a modo de escarmiento para esos cuatro niños malcriados (con total indiferencia por parte de Wonka). En mi opinión raya la crueldad y en ciertos momentos la angustia. ¿Por qué digo todo ésto? Porque desde el punto de vista adulto quizás sean escenas que simplemente dan un sentido a la historia, pero desde la del niño puede herir la sensibilidad. En el caso de Augustus, el glotón, la succión por parte de la máquina tiene hasta su pequeña parte irónica. A Mike Teavee se le ve teletransportándose hasta llegar a aparecer a una pequeña pantalla de televisión; pero la cosa no queda ahí ya que el crío mengua en realidad así que para volverlo a su estado de normalidad necesita de unos "estiramientos" (que no se ven) donde el resultado es de lo más estrambótico (por llamarlo de alguna manera). Pero ahora es donde quiero hacer más hincapié: a Violet no se le ocurre otra cosa que comer un chicle en estado de experimentación, así que actúa como si de un conejillo de indias se tratase. Lo peor de todo es que la niña empieza a inflarse y a ponerse de un color azul intenso, hasta tal punto que parece una pelota gigantesca. He de reconocer que está muy bien hecho, pero el susto que se llevó mi hija la pequeña fue tremendo ante esa "monstruosidad azulada" proyectada en una gran superficie que es la pantalla. Y el segundo momento de pavor fue (y la verdad es que impresiona un poquillo) cuando a Veruca se le dirigen un considerable número de ardillas obligándola a estirarse al suelo mientras llama a gritos a su padre pidiendo ayuda. Para mi niña ésto fue bastante agobiante y no pudo verlo, aunque se calmó a base de explicaciones y consuelo.

Y otro detalle más que me alucinó fue el despliegue de colores nada más entrar en la fábrica, un abanico de colores que te hace sentir eufórico por lo llamativo y bonito que resulta. Un paisaje de ensueño, sin duda.

Finalizando, me reitero en que sí hay que ir a ver esta película llena de imaginación, luz, dulces y, sobre todo, que encierra un mensaje que nunca deberíamos olvidar... Si queréis saber a qué me refiero, preguntar por Willy Wonka y su fábrica de chocolate.


Comparte esta opinión en Google+
Enlaces Patrocinados
Evaluar esta opinión

¿Cómo de útil te será esta opinión a la hora de tomar tu decisión de compra?

Directrices para las Evaluaciones

Comentarios sobre esta opinión
Chocolatine

Chocolatine

10.04.2008 19:07

muy buena opi! un beso

azuma

azuma

07.03.2007 00:40

me gusto la peli pero sigoquedandome con el libro un saludo

marga72

marga72

08.11.2006 20:20

Alquilé esta peli para que la vieran mis hijos,y yo la he visto ya unas cuatro veces con ellos,y no nos cansamos,es una peli alucinante,y tu opinión sobre ella EXCEPCIONAL,besitos:0))

Escribe tu comentario

máximo 2000 alcanzado

  Publicar el comentario


Evaluaciones
Esta opinión sobre Charlie y la fábrica de chocolate - DVD ha sido leída 8388 veces por los usuarios:

"excepcional" por (30%):
  1. Chocolatine
  2. marga72
  3. sutinum
y de usuarios adicionales 25

"muy útil" por (67%):
  1. anitarguez
  2. azuma
  3. Animator
y de usuarios adicionales 59

"útil" por (2%):
  1. CAlN
  2. Lucia__86

La evaluación total de esta opinión no es únicamente el promedio de las evaluaciones individuales.