Opinión sobre

El hombre en el castillo - Philip K. Dick

Impresión Total (7): Evaluación Total El hombre en el castillo - Philip K. Dick

2 ofertas de EUR 15,30 a EUR 16,16  

Todas las opiniones sobre El hombre en el castillo - Philip K. Dick

 Escribir mi propia opinión


 


La langosta se ha posado

5  31.10.2004 (01.11.2004)

Ventajas:
Depende, como todo

Desventajas:
Depende, como todo

Recomendable: Sí 

Detalles:

Argumento

Personajes

¿Volverías a leerlo?

más


carboanion

Sobre mí:

usuario desde:01.01.1970

Opiniones:92

Comparte esta opinión en Google+
Esta opinión ha sido evaluado como muy útil de media por 17 miembros de Ciao

Hace mucho que no escribo ninguna opinión, estoy muy desconectada de Ciao y de todo lo que implique redactar, en general, incluso del Messenger. Sin embargo, no he dejado de leer. Creo que ahora lo estoy haciendo con mayor asiduidad y rapidez que nunca.

Lo malo de esta actitud es que cuando estoy cansada las historias no me llegan, y a las siete de la mañana, medio dormida en el autobús, es difícil sentirse identificada con algo que no sea la cama, tal es el anhelo de ésta y la poca atención que se presta a la novela que se tiene entre manos. Luego de mis últimas lecturas, pocas me han impresionado profundamente. Qué se le va a hacer si yo soy yo y mis circunstancias y estos días las mías no son las mejores... ¡Necesito leer menos y salir más! Y dormir bien.

Sin embargo, El hombre en el castillo me absorbió por completo. ¿Cómo pueden contemplarse todos los puntos de vista en una sola obra? Esta novela llegó a mis manos gracias a un bookring organizado por el usuario dosxtres, en la página www.bookcrossing-spain.com, junto con La jugadora de go, de Shan Sa (preciosa novela), Un abismo en el cielo, de Vernor Vinge (pendiente de leer) y Minority report y otros relatos (que ya había leído, pero releí con gusto), también de Philip K. Dick.

Imagino que el autor no necesita presentación. Fallecido en 1982, con fama de darle al LSD (de hecho, en Laberinto de muerte confiesa que la experiencia religiosa de uno de los personajes de la novela está extraída de un viaje con ácido), muy prolífico (en su haber cuentan títulos como Ubik, ¿Sueñan los androides con ovejas eléctricas?, el ya mencionado Laberinto de muerte, Valis, El doctor moneda sangrienta y una miríada de cuentos cortos que han sido llevados con mayor o menor acierto a la gran pantalla, como El informe de la minoría -Minority report- o Podemos recordarlo todo por usted al por mayor -Desafío total-), Philp K. Dick recibió el premio Nebula en 1962 gracias a El hombre en el castillo, que pertenece al género fantástico conocido como ucronía. Las ucronías consisten en jugar con las líneas temporales, elegir un momento de la Historia y suponer que las cosas no resultaron como los libros las cuentan. Otro ejemplo de este tipo puede ser la saga de Alvin Maker, de Orson Scott Card, en una Norteamérica que tampoco se ha independizado de los británicos.

En este caso concreto, Alemania ha ganado la Segunda Guerra Mundial. Mientras Hitler agoniza en un asilo, Japón gobierna la Costa Oeste de los EEUU y los alemanes, la Este. Sólo el territorio central permanece "libre", pero no deja de ser territorio sometido. Sin embargo, a pesar de la prohibición, por todo el país circula un libro, La langosta se ha posado, que narra la historia de una Europa donde los alemanes han perdido la guerra y los británicos (¡ojo, los británicos, con Churchill a la cabeza!) se han hecho con el poder. Así, contemplamos la posibilidad no sólo de que los Estados Unidos estén sometidos, sino que al final de la guerra las cosas hubiesen marchado de otra manera y tampoco ahora fuesen una potencia. Como ya he dicho, se observan todas las posibilidades, incluidas las actuales (éstas, de manera muy puntual y traumática para el personaje que las vive, el pobre Tagomi).

En el escenario que describo evolucionan muy distintos personajes. El primero al que conocemos es al señor Childan, un anticuario, dueño de la tienda Artesanías Americanas S.A. Lo sorprendente es que esas antigüedades que vende Childan y que enloquecen a los japoneses son relojes de Mickey Mouse, tapas de botellas de leche o estampitas de jugadores de béisbol. Cualquiera que se haya interesado alguna vez por el anime y el manga sabe que los japoneses son bastante compulsivos con estas cosas, y que si una serie tiene éxito se venderá cualquier objeto que tenga un dibujo del protagonista: en este caso, la fiebre coleccionista se vuelca sobre cualquier cosa que fuera "genuinamente americana" y datase de antes de la guerra. Para Childan, lo importante son las ventas; puesto que sus mejores clientes son los japoneses, caer bien y ser aceptado por estos se convierte en una prioridad.

Childan protagonizará el único arrebato de patriotismo que aparece en la novela: en esta ocasión, no será un americano quien salve al mundo, sino que ese patriotismo es casi silencioso. Se trata de una resolución, más que otra cosa. Mas, mientras llega ese momento, Childan admira la eficiencia, el autocontrol, el orden, la impasibilidad japonesa. Gran parte de la novela es un elogio continuo a la estricta observancia de la etiqueta; los oprimidos se felicitan por sus opresores cuando estos son los japoneses.

Sin embargo, no todo son alabanzas por el equilibrio y la meticulosidad japonesas: Dick plantea que se trata de una raza que puede copiar y mejorar, pero es poco creativa. Es fácil creer eso, empezando por la escritura japonesa, inspirada en los ideogramas chinos. Y para demostrarlo con más énfasis, el autor hace que sus personajes se rijan por las predicciones del I Ching, un libro chino que contiene frases poéticas y enigmáticas: a través de unas ramitas o unas runas se obtienen números que identifican la frase a leer; del significado de la frase hay que extraer la predicción. También se incide mucho sobre el Tao, el equilibrio, y otros palabros referentes a lo espiritual que no había leído antes.

El señor Tagomi compra piezas en Artesanías Americanas. A Robert Childan quieren venderle sus piezas de joyería Ed y Frank. Frank es el esposo de Juliana. Juliana ha leído La langosta se ha posado y viaja en compañía de un camionero a conocer a su autor. Todos los personajes, de una manera u otra, están relacionados entre sí. Y Childan, Ed y Frank representan al americano medio en tanto que Tagomi y Juliana están destinados a grandes cosas...

Gracias a Tagomi descubrimos los planes de los alemanes. El autor se desquita a placer con ellos: si bien se podría considerar que los nazis estuviesen locos, Dick nos ratifica en esa idea al esbozarlos como verdaderos dementes. Una vez ganada la guerra, sus planes para la pureza de la raza no tienen límite y ejecutan cualquier barbaridad en nombre de la ciencia y la raza aria. La persecución a los judíos casi no existe, porque los han exterminado a todos... Con un Hitler agonizante, cuando muere la cabeza del partido todo el mundo se echa a temblar, porque la sed de sangre no excluye a los compañeros y rivales. Es una pena que desconozca casi todo lo referente a la Segunda Guerra Mundial, porque hubiera disfrutado mucho más la descripción de las diferentes facciones dentro del partido. Se describe a los alemanes como si estuviesen fuera de control en su papel de vencedores, absolutamente desquiciados. Y Tagomi, sin querer, se verá envuelto en un asunto que implica ciertos planes alemanes que no voy a desvelar.

Juliana... El papel de Juliana es más sutil. Puede que esté loca, que sea un alma libre y extravagante, pero es ella quien intuye la verdad escondida en La langosta se ha posado.

Por lo demás, resulta un libro fácil de leer, a pesar de las disertaciones sobre la belleza espiritual de los objetos, el wu y el yin y el yang. Combina ciertos elementos muy futuristas con otros muy cotidianos, aunque eso es algo que he observado en todo lo que he leído de este hombre: el ser humano viaja al espacio, se opera "los poros abiertos" para no parecer judío, deseca el Mediterráneo para hacer campos de cultivo, pero luego toma el pedetaxi (un taxi cuyo conductor pedalea para mover el vehículo) o graba mensajes en grabadoras que aún tienen cinta y distorsionan el sonido.

En conclusión, tenemos tres líneas temporales, dos conspiraciones en los Estados Unidos y ciudadanos que no saben si adaptarse o mantener su identidad. Tenemos japoneses cuya serenidad se ve afectada por los hechos que se narran y un oráculo que no falla y rige las vidas de todos. Tenemos alemanes que no son tan radicales como aquellos que han ganado la guerra. No falta ni una sola posibilidad por explorar, todos los detalles imaginables se incluyen en el cóctel.

Ahora, que cada cual lo deguste y juzgue.
Comparte esta opinión en Google+
Enlaces Patrocinados
Evaluar esta opinión

¿Cómo de útil te será esta opinión a la hora de tomar tu decisión de compra?

Directrices para las Evaluaciones

Comentarios sobre esta opinión
antescand

antescand

16.10.2006 02:19

La leí hace tiempo y me pareció una novela excepcional. Hay que decir que el libro "La langosta se ha posado" es un libro prohibido en la novela. Y me pareció muy verosímil el comportamiento de los nazis y japoneses. De líneas temporales o mundos alternativos, he leído uno de Gregory Benford llamado "Cronopaisaje" de Ediciones B (NOVA Ciencia-Ficción) y es de los mejores. Si te gusta la Ciencia Ficción, te la recomiendo. Por lo demás, excelente y muy,muy,muy bien detallada tu opinión, con excelentes planteamientos y reflexiones de la novela. Un saludo.

kali_hall

kali_hall

01.12.2004 00:05

Hace tiempo que no leo nada de Dick, esta parece una buena opción.

Kaomi

Kaomi

09.11.2004 09:51

Desconocía este libro, pero a ver si lo pillo

Escribe tu comentario

máximo 2000 alcanzado

  Publicar el comentario
Comparación de precios Ordenados por Precio
El hombre en el castillo (Biblioteca P. K. Dick) - Philip Kindred Dick

El hombre en el castillo (Biblioteca P. K. Dick) - Philip ...

Philip K. Dick, . Biblioteca P. K. Dick.

€ 16,15 amazon.es libros 186 Evaluaciones

Costes de envío: EUR 2,9...

Disponibilidad: Normalmente se despacha en 24 horas.​.​.

     Más  

amazon.es libros

El hombre en el castillo (Clásicos Minotauro) - Philip K. Dick

El hombre en el castillo (Clásicos Minotauro) - Philip K. Dick

Philip K. Dick, . Clásicos Minotauro.

€ 17,05 amazon.es libros 186 Evaluaciones

Costes de envío: EUR 2,9...

Disponibilidad: Normalmente se despacha en 24 horas.​.​.

     Más  

amazon.es libros



Evaluaciones
Esta opinión sobre El hombre en el castillo - Philip K. Dick ha sido leída 1289 veces por los usuarios:

"excepcional" por (11%):
  1. antescand
  2. cronopio2
  3. Phillip_Marlowe

"muy útil" por (89%):
  1. pedroemilio
  2. amr_gr62
  3. kali_hall
y de usuarios adicionales 21

La evaluación total de esta opinión no es únicamente el promedio de las evaluaciones individuales.
Productos interesantes para Usted
Los Hijos de la Tierra. El Clan del Oso Cavernario - Jean M. Auel Los Hijos de la Tierra. El Clan del Oso Cavernario - Jean M. Auel
narrativa fantástica - ISBN 13: 9788496231634 - ed.: Maeva
29 Opiniones
En oferta a solo € 9,90
Harry Potter y las Reliquias de la Muerte - J.K. Rowling Harry Potter y las Reliquias de la Muerte - J.K. Rowling
narrativa fantástica - ISBN 13: 9788498383645
38 Opiniones
En oferta a solo € 10,80
El Señor de los Anillos III. El Retorno del Rey - J.R.R. Tolkien El Señor de los Anillos III. El Retorno del Rey - J.R.R. Tolkien
narrativa fantástica - ISBN 13: 9788445075753, 9788445073742, 9788445076132 - ed.: Booket
28 Opiniones
En oferta a solo € 9,86
Etiquetas relacionadas con El hombre en el castillo - Philip K. Dick