El perfume. Historia de un asesino - Patrick Süskind

Opinión sobre

El perfume. Historia de un asesino - Patrick Süskind

Impresión Total (238): Evaluación Total El perfume. Historia de un asesino - Patrick Süskind

 

Todas las opiniones sobre El perfume. Historia de un asesino - Patrick Süskind

 Escribir mi propia opinión


 


Un libro interesante pero con mucha brutalidad

5  13.05.2004

Ventajas:
Un libro interesante que engancha

Desventajas:
Ninguna

Recomendable: Sí 

Detalles:

Argumento

Personajes

Gancho

¿Volverías a leerlo?

más


el_narvi

Sobre mí:

usuario desde:26.02.2004

Opiniones:36

Confianza conseguida:13

Comparte esta opinión en Google+
Esta opinión ha sido evaluado como muy útil de media por 17 miembros de Ciao

Bueeeno el tiempo que llevaba yo por aquí sin publicar nada... voy a publicar un trabajo que he hecho para el instituto y con el cual he estado 2 liado completamente con él... espero ke os guste... xD

1. Introducción
2. Reflexión
3. Conclusión

1. Introducción

En este trabajo he tratado de expresar lo mas claro posible los temas del libro de Suskand que mas me han llamado la atención o mas interesantes me han parecido como la ambición del hombre, el egoísmo del hombre, la contradicción entre la amistad personal o amistad por interés.

2. Reflexión

Es un libro en el que se muestra tal vez la ambición del hombre, el interés hacia lo externo. Toda la obra de Suskind es una reflexión, una crítica hacia el repugnante mundo del siglo XVIII. En esta obra se reflejan los verdaderos intereses del hombre hipócrita desde cierto punto de vista. Al hombre le gusta lo externo, es un ser pasional que se deja llevar por las cosas materiales y bonitas, se enloquece y adora lo estético.

Patrick Suskind nos mete de pleno en la historia con una expresión textual realmente dura, descripción del entorno, descripción de los aromas… nos permite percibir todos los aromas que se describen en la novela, hasta los que nos eran desconocidos, y sentir el mismo asco y repugnancia que sentía Jean Baptiste Grenouille. Es capaz de hacernos imaginar donde está Grenouille sentado, es capaz de hacernos sentir lo mismo que sentía él, es capaz de hacernos oler lo que sólo él podía percibir, es capaz de hacernos recorrer las calles de París si necesidad de viajar en el espacio, tan solo con la imaginación.

Jean Baptiste Grenouille, protagonista de la novela nace en la Francia del siglo XVIII. Es una persona caracterizada por no oler a nada o lo que es lo mismo, no tener olor corporal, aparte de un sistema inmunitario y unas defensas biológicas fuera de lo común en un ser humano de la época, aunque también sobresale por su horripilante aspecto físico, de baja estatura, encorvado, cojo y con una faz totalmente deformada por numerosas heridas, causadas por enfermedades, que han ido marcando el paso del tiempo a lo largo de su vida. En cambio, él es capaz de apreciar todos los olores que lo rodean, todos los que el viento traía hacia él, esos olores que pasan desapercibidos para las demás personas. Él tuvo esa virtud propia de olfato, con la que era capaz de reconocer cualquier olor. Tenía un olfato perfecto. Su obsesión en la vida era saber el método necesario para poder quitarle el aroma a las cosas y hacerlo suyo. Pretendía obtener olores que luego pudiera usar a su conveniencia. Con este fin se fue introduciendo en el mundo de la perfumería, donde elaboraría su técnica hasta el punto de conseguir todo lo que se proponía… El perfume perfecto.

La gente siempre tiene un sistema moral, que puede ser diferente al del resto, pero siempre tiene uno. Un sistema ético-moral, consiste en un conjunto de convicciones que tiene un ser humano o una sociedad, basada en valores que permiten desarrollar el bien común, la paz. Este sistema se desarrolla a través de lo que percibimos, por lo tanto si todos percibimos el mundo de una manera distinta, es probable que tengamos sistemas un tanto diferentes, pero así todo el de la gran mayoría es similar. Cuando alguno de nuestros sentidos se altera, percibimos el mundo de un modo diferente, lo que precisamente ocurre con el protagonista de la obra, Jean Baptiste Grenouille, quien tiene un olfato súper desarrollado.

Grenouille tenía un don excepcional para reconocer y memorizar los olores, carecía de moral, ética y conciencia. Sólo poseía un objetivo o propósito concreto en su vida: crear el perfume perfecto y para ello todo era válido, incluso los asesinatos. No le importaba absolutamente nada del mundo exterior, vivía en un mundo rodeado de olores en el que su único objetivo o propósito era obtener el perfume perfecto, aunque para ello tuviera que infringir alguna ley. Por su cabeza no pasaba nada que fuera ilegal, todo era legal en su lucha por obtener el perfume perfecto. Su alma y su corazón no sentían emoción ninguna. Todas las personas tenemos una parte de Grenouille, cuando queremos algo de verdad lo damos todo por ello y solo vemos eso que nos importa y nada mas.

Es un hombre, como nos ha podido describir el autor Patrick Süskind, improvisto de sentimiento alguno ante la vida, la cual le ha maltratado desde el mismo momento de su nacimiento, es un ser egoísta y despiadado ante cualquier ser humano, en resumen, un mal hombre. Grenouille crece y se convierte en un hombre frío y calculador, mezquino y manipulador, era un ser repulsivo, pero que poseía el mejor olfato de toda Francia. Y descubre que la belleza de las personas no está en los rasgos físicos, sino en el olor. Y por ello decide fabricar un perfume con la esencia de veinticinco bellísimas jóvenes. Es un amante de la brutalidad, de la incontinencia y de los vicios. Era tal el caso de Grenouille que no tenía el menor remordimiento de conciencia de haber asesinado a tantas personas inocentes.

No tenía amistad alguna, solo era querido por ciertos intereses, como sus habilidades en la obtención de perfumes y otras cosas, como lo hacía Grimal que prefería a Grenouille por el buen trabajo que realizaba. Al igual pasaba con Baldini que solo se interesaba en Grenouille para producir fama, riquezas y poder lograr otro bien particular. Igualmente Druot, la persona con quien trabaja después que lo explota casi por las mismas causas que Grimal y Baldini. Muchas veces nos equivocamos al creer en la amistad de algún ser querido, nos equivocamos y no nos damos cuenta que solamente nos buscan por interés o algún placer.
Personalmente creo que todos odiamos que nos quieran por interés y no por ser nosotros mismos. Grenouille sabía realmente que las personas con las que convivía no le apreciaban personalmente por la persona que era en realidad sino por sus virtudes o habilidades, pero como ya he dicho anteriormente el pasaba del mundo exterior, él solo tenía un propósito en la vida y debía cumplirlo.


Pero Grenouille no tenía el conocimiento que todos conocemos sino aquel de los aromas y así, con ese conocimiento tan poderoso logra dominar a las personas, a tal grado que le amen, que le adoren, pero solo a su aroma, aquel perfume exquisito, el más perfecto que se había creado en el mundo. Grenouille se entristece porque es consciente de que el amor surgido no era hacia él sino hacia su perfume o aroma. Tal conocimiento lo adquiere con la niña de la Rue des Marais que contenía en ese entonces el mejor perfume que Grenouille pudo haber captado. Es entonces cuando comete su primer acto ilegal, su primer asesinato. Al parecer en ese momento Grenouille no era consciente de lo que estaba haciendo, más bien era ignorante al no importarle el precio que conllevaba la obtención de ese aroma.

Grenouille era una persona que convivía con varias personas que tal vez no le tomaban importancia porque no tenía olor. En la sociedad en que vivimos tampoco somos tomados en cuenta si no tenemos aroma alguno, simplemente no llamamos la atención como lo harían otras personas que por el contrario si que poseen perfumes buenos y atractivos que a la vez muestran lo bien vestidos y elegantes que van las personas.

Para él, los olores de las personas son como sus almas y gracias a esto puede llegar a conocer profundamente a una persona sin ni siquiera verla, lo que para nosotros es totalmente ilógico, pues lamentablemente vivimos en una sociedad en donde se le da más importancia a la imagen que al contenido, a la belleza física que a la espiritual.
Todo lo que uno puede amar es el perfume de los demás. Amamos lo externo, lo superficial, lo que nos es útil de la otra persona, pero ella misma por sí, no nos interesa. Cuando Grenouille lo descubre decide que no quiere vivir más.

Grenouille amó el olor de las cosas y aprendió a crear fragancias para influir en el hombre. Sin embargo, fue la perfección de su trabajo lo que lo llevó a la muerte, ya que produjo un perfume que despertó un amor desenfrenado en quienes estaban cerca de él que quisieron poseerlo y lo destrozaron. Tal vez la perfección anhelada por los hombres es lo que produce en algunas ocasiones alguna baja y aprendemos que las peores derrotas que puede sufrir el ser humano son aquellas en que el vencedor es uno mismo, algo muy cierto de lo que nos habla Suskind y debemos tener cuidado.

3. Conclusión

Es un libro que me ha parecido interesante y a la vez diferente a los demás que había leído hasta ahora. No es que haya leído gran cantidad de libros pero de los que he leído este es uno de los que mas me ha gustado. Te hace darle más importancia al sentido del olfato. Por otra parte es un poco irreal y pesada la parte en que se va a vivir a la montaña. El libro en general está muy bien, yo pienso que un libro lo que debe hacer es transmitirte una serie de cosas y no contar una historia sin más. Una cosa que me resulta muy curiosa del libro es la gran descripción de los paisajes, entornos, olores, una descripción completa de todo y gran cantidad de detalles que te hacen meterte al completo dentro del libro y vivir lo que vivía Grenouille. Es un libro bastante rápido de leer, fácil de entender, que no contiene una gran cantidad de palabras de vocabulario culto. Hay partes del libro que llegan a dar asco por la brutalidad y realidad en que Suskind nos cuenta textualmente la historia. A mi personalmente me ha gustado mucho y me ha enganchado por completo este libro, he llegado a estar tan concentrado leyendo que no me enteraba de ningún ruido de mi alrededor. Personalmente creo que es un texto para un público adulto. Lo que mas me ha gustado es la cantidad de detalles y descripciones que hace Suskind, es la clave del libro porque te lleva a meterte por completo en la historia.
Comparte esta opinión en Google+
Enlaces Patrocinados
Evaluar esta opinión

¿Cómo de útil te será esta opinión a la hora de tomar tu decisión de compra?

Directrices para las Evaluaciones

Comentarios sobre esta opinión
juanfc

juanfc

07.11.2006 23:19

¿Qué nota te pusieron por el trabajo? Muy buen análisis de la obra, haber si lo saco de la biblioteca.

Carreterita

Carreterita

24.08.2004 23:00

Acabo de terminar de leer este libro y me parece que haces un analisi muy bueno. Un comentario genial. Besossssss

vikingwar

vikingwar

19.06.2004 21:47

Espero que te hayan puesto en ese trabajo tambien un excepcional.Saludos y enhorabuena por ese analisis.

Escribe tu comentario

máximo 2000 alcanzado

  Publicar el comentario


Evaluaciones
Esta opinión sobre El perfume. Historia de un asesino - Patrick Süskind ha sido leída 112344 veces por los usuarios:

"excepcional" por (23%):
  1. Carreterita
  2. vikingwar
  3. mr_javi
y de usuarios adicionales 6

"muy útil" por (78%):
  1. juanfc
  2. BBB150
  3. drywee
y de usuarios adicionales 28

La evaluación total de esta opinión no es únicamente el promedio de las evaluaciones individuales.
Productos interesantes para Usted
El médico - Noah Gordon El médico - Noah Gordon
ISBN 13: 9788496791626, 9788499182575, 9788496940840, 9788496940000
170 Opiniones
En oferta a solo € 9,46
Cometas en el Cielo - Khaled Hosseini Cometas en el Cielo - Khaled Hosseini
ISBN 13: 9788478888856, 9788498380729
42 Opiniones
En oferta a solo € 8,46
El clan del oso cavernario - Jean M. Auel El clan del oso cavernario - Jean M. Auel
ISBN 13: 9788415120131, 9788415140207
125 Opiniones
En oferta a solo € 19,00
Etiquetas relacionadas con El perfume. Historia de un asesino - Patrick Süskind