Opinión sobre

La Segunda Guerra Mundial - H.P. Willmott

Impresión Total (2): Evaluación Total La Segunda Guerra Mundial - H.P. Willmott

1 ofertas de EUR 37,91 a EUR 37,91  

Todas las opiniones sobre La Segunda Guerra Mundial - H.P. Willmott

 Escribir mi propia opinión


 


la segunda guerra mundial beneficio a mexico

5  29.08.2010

Ventajas:
te enseña a conocer sobre este tema

Desventajas:
no tiene ninguna

Recomendable: Sí 

javiersito8a

Sobre mí:

usuario desde:29.08.2010

Opiniones:1

Comparte esta opinión en Google+
Esta opinión ha sido evaluado como muy útil de media por 3 miembros de Ciao

En 1935 el entonces Reino Italiano bajo el mando del Partido Fascista invadió y se anexó unilateralmente el Reino Etiopía, es el 6 de noviembre del mismo año que México toma parte con los países de la Liga de Naciones que ejercieron un bloqueo económico en contra de Italia, suspendiendo la exportación de carbón, petróleo, hierro y otros productos mexicanos a ese país y evitando la compra de artículos italianos, mismas que le son levantadas el día 14 de julio de 1935 por acuerdo de la misma Liga de Naciones.[1]

Es entre estas fechas y 1941 que el presidente Gral. Lázaro Cárdenas del Rio pone en práctica una política de conciliación, por la cual regresan al país en calidad de indultados diferentes personajes de la Revolución Mexicana que habían tenido que salir del país para proteger su vida o su integridad familiar, como fue el caso de la familia del Gral. Porfirio Díaz.,[2] además de otorgar asilo a numerosos desplazados de las luchas intestinas que se registraban en Europa, destacándose, las purgas stalinistas en la U.R.S.S. y cuyo personaje más notable fue León Trotsky,[3] y a los refugiados civiles y militares de la Guerra Civil Española, sobre todo del bando Republicano que desde 1937 empiezan a llegar en barcos fletados sobre todo por el gobierno mexicano, mientras internamente grupos españoles monárquicos festejan los avances del Gral. Francisco Franco,[4] en contraparte el gobierno del Gral. Cárdenas rechaza la entrada de refugiados judíos al país.

El 17 de junio de 1939 el gobierno mexicano retira su embajada de territorio español, dejando los asuntos diplomáticos en manos de la embajada cubana[5] Al realizarse la invasión de Checoslovaquia, en septiembre de 1939 el gobierno cardenista se declara neutral ante los contendientes, aunque el 18 de Octubre llegan al puerto de Veracruz los primeros refugiados mexicanos de la guerra, quienes vivían o estudiaban en Europa, a su vez el gobierno cardenista empieza a realizar la requisa o control gubernamental de las propiedades privadas o compañías de origen Italiano y Alemán, como fue la toma del barco alemán Columbus mismo que fue hundido por sus marinos antes de ser tomado,[6] El gobierno cardenista reconoció a los diferentes gobiernos legítimos refugiados en el exilio por lo que Republicanos Españoles hicieron la última ceremonia de toma de poder en el palacio del Ayuntamiento de México en 1940[7] , aunque se le acusa de haber traído de contrabando parte del tesoro español a bordo del barco Vita en marzo de 1939 por lo que por medio de la embajada portuguesa el gobierno español franquista presenta una protesta diplomática.[8]

Ese mismo año el 12 de Mayo protesta ante Alemania por la invasión de Bélgica, Los Países Bajos y Luxemburgo y solicita al legado alemán Arthur Dietrich salir del país el día 12 de Junio, por la entrada formal de Italia a la guerra se refugian barcos italianos en puertos mexicanos, a su vez varios barcos alemanes tratan de salir pero al ser copados por fuerzas británicas regresan a puertos mexicanos donde varios serán requisados y puestos al servicio del gobierno mexicano, destacándose varios tanqueros italianos y alemanes, que luego serán hundidos por submarinos U alemanes e iniciando el estado de guerra entre México y las Potencias del Eje.[9]

Con la entrada al gobierno del Gral. Manuel Ávila Camacho en diciembre de 1940, que las acciones diplomáticas se intensificaron, por lo que los EE.UU. propusieron a México entre otras medidas, evitar la venta de petróleo crudo a las naciones del Eje y aliados de estos que estuvieran por esas fechas aun neutrales, además se toman acuerdos panamericanos por los cuales las naciones americanas declaran que el ataque a una sola nación americana será tomada como hecha a todas.

Es entonces que entre el 1 y 8 de abril de 1941 el gobierno mexicano incauta todas las embarcaciones alemanas e italianas refugiadas en puertos mexicanos, llevando a 1,300 marinos a poblaciones del centro del país, donde serán puestos en una especie de prisión preventiva, estos barcos son entonces abanderados el día 9 de abril y puestos al servicio del gobierno mexicano, por lo cual Alemania protesta ya que no existía estado de guerra entre ambas naciones, por lo mismo se solicita la salida del los embajadores retirando el reconocimiento de su calidad diplomática el día 22 de agosto, lo que es recíprocamente hecho por el gobierno alemán con los diferentes cónsules mexicanos que se encuentran en los territorios controlados por las Potencias del Eje, los cuales habían estado llevando en varios casos acciones humanitarias que permitieron la salida de miles de refugiados de la guerra, sobre todos judios.[10] [11]

El día 4 de Abril de 1941 durante las incautaciones de barcos que el Senado de la República en sección privada aprueba un acuerdo sobre el libre tránsito aéreo con los EE.UU., este mismo poder recibe el 17 de Octubre la solicitud del gobierno federal para suspender relaciones diplomáticas con Alemania, Italia y La Francia de Vichy, reanudando por otra parte relaciones con los gobiernos de Inglaterra, U.R.S.S. y el gobierno francés en el exilio. Además recibe a integrantes de la monarquía europea, que al ser desterrados por los gobiernos apoyados primero por la Alemania nazi y luego por el gobierno de la Unión Sovietica, no pueden retornar a su país, como fue el caso del Rey Carol II de Rumanía. Por otra parte el gobierno estadounidense hace publicas listas con compañías mexicanas con capital alemán, italiano o japonés, las cuales son privadas de comerciar con los EE.UU., las cuales son rechazadas por el representante alemán y cuyo comentario crea conflictos con el gobierno mexicano.[12]

Es así que al producirse el ataque de Japón contra los Estados Unidos el 7 de diciembre de 1941, el gobierno mexicano, cumpliendo los compromisos contraídos en las Conferencias Internacionales, rompió sus relaciones diplomáticas y consulares el día 11 con el Japón, Italia y Alemania, luego de que EE.UU. les declarara la guerra, dejando sus asuntos diplomáticos en Europa a cargo del gobierno Sueco desde el 15, para luego romper relaciones el 23 con Bulgaría, Hungría y Rumanía, notificando el caso al embajador japonés y otros, a cuyos ciudadanos y súbditos se les congelan cuentas bancarias y se les incautan propiedades.[12]

El día 20 de enero de 1942 se emite un decreto por el cual se declara no beligerante a los EE.UU., por lo que sus naves, aeronaves y tropas de su fuerza armada pueden usar los puertos y territorio mexicano como en tiempos de paz, el gobierno mexicano expulsa a los diplomáticos italianos y japoneses entregándolos a l gobierno estadounidense el 18 de febrero, mientras tanto los días 7 de abril y 27 de marzo se firman acuerdos por los que México puede adquirir pertrechos en los EE.UU. para modernizar sus fuerzas armadas, además de convenios industriales.[12]

Para entonces México intensifico la venta de petróleo a varios países siendo su principal cliente Estados Unidos , este comercio naturalmente no convenía a las potencias del Eje, motivo por el cual los submarinos alemanes amenazaron a los buques mercantes de México, advirtiendo que esta actividad podría tener severas consecuencias. Es así que día 23 de abril de 1942 es torpedeado el primer buquetanque mexicano, llamado Tamaulipas de 80 mil barriles, en su trancito entre la Habana y la Florida, el 13 y 14 mayo de 1942 torpedean otros dos navíos petroleros, el Potrero del Llano y luego el Faja de Oro, por lo cual el gobierno mexicano protesta ante los gobiernos del Eje, ya que técnicamente eran navíos de un país neutral, a lo que las potencias contestan con no recibir la queja diplomática.[12]

El día 22 de mayo de 1942 se reúne el Consejo de Ministros convocado por el presidente Avila Camacho, mismo que el 25 de mayo y luego de funerales públicos en la Plaza de la Constitución a los marinos muertos del Faja de Oro y por medio del oficial mayor de la Secretaría de Gobernación Adolfo Ruiz Cortines solicita a la comisión permanente del Congreso de la Unión se abra un periodo extraordinario para analizar la declaratoria de guerra.[12]

Entonces el Congreso mexicano emite el 22 de mayo de 1942 la declaratoria del estado de guerra. Mismo que solo tiene tres artículos.
Comparte esta opinión en Google+
Enlaces Patrocinados
Evaluar esta opinión

¿Cómo de útil te será esta opinión a la hora de tomar tu decisión de compra?

Directrices para las Evaluaciones

Comentarios

Escribe el primer comentario!

máximo 2000 alcanzado

Publicar el comentario
Comparación de precios Ordenados por Precio
La Segunda Guerra Mundial (Historia) - H. P.' 'Wilmott

La Segunda Guerra Mundial (Historia) - H. P.' 'Wilmott

Páginas: 320, Edición: 1, Tapa blanda, Galaxia Gutenberg, S.L.

€ 37,91 amazon.es libros 198 Evaluaciones

Costes de envío: EUR 2,9...

Disponibilidad: Normalmente se envía en el plazo de 1-​2 días laborable.​.​.

     Más  

amazon.es libros



Leer más sobre este producto
Evaluaciones
Esta opinión sobre La Segunda Guerra Mundial - H.P. Willmott ha sido leída 3259 veces por los usuarios:

"muy útil" por (100%):
  1. jrc84
  2. nachete19761976
  3. tcm105
y de un usuario adicional

La evaluación total de esta opinión no es únicamente el promedio de las evaluaciones individuales.
Productos interesantes para Usted
Historia de Roma - José Nieto Historia de Roma - José Nieto
historia universal - ISBN 13: 9788466213219
Este producto no tiene ninguna opinión. Opina ahora
En oferta a solo € 9,46
Auge y caída de las grandes potencias - Paul Kennedy Auge y caída de las grandes potencias - Paul Kennedy
historia universal - ISBN 13: 9788497931670 - ed.: Debolsillo
1 Opinión
En oferta a solo € 9,46
Historia de las relaciones internacionales siglos XIX y XX - Pierre Renouvin Historia de las relaciones internacionales siglos XIX y XX - Pierre Renouvin
historia universal - ISBN 13: 9788476005972 - ed.: Akal
1 Opinión
En oferta a solo € 65,36