Ninotchka - DVD

Imágenes de la comunidad

Ninotchka - DVD

Director: Ernst Lubitsch - 106 min - Actores: Greta Garbo, Ina Claire, Sig Ruman, Alexander Granach, Melvyn Douglas, Bela Lugosi, Felix Bressart, Greg...

> Ver características

93% positivo

3 opiniones de la comunidad

Opinión sobre "Ninotchka - DVD"

publicada 21/08/2017 | Mariarosaria
usuario desde : 21/03/2012
Opiniones : 401
Confianza conseguida : 45
Sobre mí :
☆*★*☆☆*★*☆ ☆*★*☆☆*★*☆
Genial
Ventajas Una pequeña joya que todavía brilla con belleza insolente
Desventajas Ninguno
excepcional
Argumento
Personajes
Calidad de dirección
Banda sonora
Comparada con películas semejantes es:

"NADIE PUEDE DECIRLE A NINOTCHKA QUE ES UNA MALA RUSA"

Ninotchka - DVD

Ninotchka - DVD

ARGUMENTO


Tres enviados del gobierno ruso llegan a París para vender joyas confiscadas por la Gran Duquesa Swana, pero fallan en sus misión.
Para poner fin a la transacción, llega a la capital parisina, Nina Ivanovna Yakushova "Ninotchka.

Ninotchka conoce el Conde León d'Algou, por lo que siente una fuerte atracción física, pero pronto descubre que luchan la misma batalla legal, pero desde diferentes posiciones.
León es el amante de Swana, encargado de recuperar la preciosa riqueza de la mujer.

SPOILER


León utiliza una orden judicial para impedir que la venta de las joyas, dejando el asunto a la corte de París.
Los tres rusos protestan, alegando que las joyas fueron "legalmente confiscadas", el joyero Mercier se niega a comprarlas hasta que quede claro a quien pertenecen.

Se envía un telegrama a Moscú al Comisionado Razinin, un hombre que tiene la reputación de enviar a la gente a Siberia. Los tres sugerían de reducir a la mitad el precio de venta.
Razinin está furioso, sus delegados han sido completamente encantados por el Occidente capitalista, por lo que decide enviar a Ninotchka en París, para determinar la razón del retraso en la venta de las joyas, y resolver cualquier problema.

Ninotchka se niega a estar en contacto con el abogado de la Gran Duquesa y su emisario León, y condena duramente a sus compañeros por sus estilo de vida.
León accidentalmente se encuentra con Ninotchka en la calle mientras que la mujer espera para cruzar la carretera.
Al principio el hombre desconoce la identidad de su "adversaria", con quien intenta coquetear, enfrentándose sólo a un frío humor soviético.

Después de una gira por París, León invita a la mujer en su apartamento. Ellos son interrumpidos por el teléfono, es Buljanoff, y Ninotchka de repente se da cuenta de que está en el apartamento del "enemigo".
Ninotchka ya no quiere volver a verlo, pero León es obstinado y el amor es más fuerte que cualquier otra cosa.
Pero mientras tanto Swana, celosa de Ninotska, está preocupada por perder a su amante, y la obliga a regresar a Moscú y no volver a ver a León.

Con una estratagema y la complicidad de un camarero, Swana se aprovecha de la embriaguez de Ninotchka, que dejó la caja fuerte abierta, para llevar sus joyas, que sólo devolverá si ella acepta salir de París.
Ninotchka vuelve a su tierra natal, pasan meses y de nuevo Buljanoff, Iranoff y Kopalski, reciben una misión especial, esta vez en Constantinopia.
Razinin recibe una carta anónima, en la que se denuncian a los tres delegados que estén constantemente borrachos, así que de nuevo Ninotchka tendrá que lidiar con el asunto, aunque no le guste.
León, que durante meses ha tratado de ponerse en contacto con Ninotchka, ha ideado una estratagema. Ahora la mujer, lejos de Moscú, puede finalmente disfrutar de la libertad y el amor, junto con León.


©º°¨¨°º©]·._.·´¯)(¯`·._.·[©º°¨¨°º©


El final de los años 30 vio una gran popularidad de películas épicas; las historias "ordinarias" se desarrollan en paralelo con eventos históricos para permitir a los espectadores de mirar el contexto en el cual viven.
La política también entra en la comedia gracias a Charlie Chaplin y Frank Capra, abriendo el camino al director de cine Ernst Lubitsch.

"Ninotchka", es una clásica comedia romántica, con un guión inteligente y enérgico, y la magnífica presencia de la actriz Greta Garbo, en el papel de la austera y severa inspectora rusa.
El guión fascinante es una sátira del sistema político comunista, escrito por Billy Wilder, Charles Brackett y Walter Reisch, basado en la novela homónima de Melchior Lengyel.

Los comunistas contra los capitalistas, el idealismo opuesto a la frivolidad: nunca dos mundos tan distantes, dos universos tan opuestos, han sido tan cerca, pero el poder del amor afecta los corazones de Ninotchka y León, en París de finales de los años 30, entre las tensiones políticas y las diatribas ideológicas, se abandonan el más noble de los sentimientos, despreciando las evidentes discrepancias.

El guión pone a Rusia comunista en la burla pública, hecha de hombres con bigote como Stalin, ineptos y traidores de la patria, listos para negar sus valores por un puro, botellas de champaña y chicas, pero la cámara de Lubitsch no ridiculiza el comunismo, sino lo reduce a todos los extremos humanos.
Ernst Lubitsch, conocido por sus comedias sofisticadas, vivaces y elegantes, no pierde, ni siquiera aquí, su especial "toque".
Lubitsch juega con las ideologías políticas a través de alusiones.

"Debes olvidar que soy una mujer, compañeros", dice Ninotchka en el andén de la estación, a sus tres compatriotas que vinieron a darle la bienvenida.
Unos minutos antes de la llegada de Ninotchka, cuyo nombre no era conocido por los tres hombres, dejó espacio para un doble malentendido: sexual y político.
Los tres rusos creen que el portavoz del gobierno sólo puede ser un hombre, y en la estación inmediatamente siguen a un extraño, hasta que esto se detiene y les saluda levantando su brazo derecho: "Heil Hitler!"

La comedia de Lubitsch se basa en la confusión de la identidad y la burla de clichés en un mundo artificial, invitando a sus "comediantes" a reírse de sí mismos, colocándolos frente a un espejo, como la Gran Duquesa Swana, símbolo del antiguo régimen, que frente al objeto, coquetea.
Lubitsch rompe el hielo y las apariencias, revelando a sus personajes lo que se niegan a ver o confesar: seres con sus propios deseos e impulsos, y no imágenes simbólicas, forjados por un sistema político o una representación ideológica.

Después de los títulos iniciales, vemos la imagen de la Place de la Concorde en París, donde un prólogo nos informa que en esos días maravillosos, la sirena para los franceses no era una alarma, sino una morena y, si la luz estaba apagada, no era para un ataque aéreo!
Luego se nos muestra a tres hombres que entran por una puerta giratoria en el vestíbulo del lujoso hotel Clarence.
Cada uno de ellos mira a su alrededor con curiosidad. Los tres hombres son el tímido Buljanoff con sus pequeños bigotes, el barbudo Michael Simonavich Iranoff y el gordito Kopalski.

Los tres hombres son funcionarios rusos que se sienten "culpables" de permanecer en un hotel de lujo: "¿Somos honestos, tenemos algo así en Rusia?……..¿Te imaginas las camas que están en un hotel como este?", dice Iranoff.
Sin embargo, Buljanoff piensa que sería mejor para ellos alojar como la gente común y elegir el hotel barato Terminus, con las reservas del gobierno soviético: "Estamos en misión oficial y no tenemos derecho a cambiar las órdenes de nuestros superiores... ¡No quiero ir en Siberia!".

El valiente Kopalski y luego Iranoff persuaden a Buljanoff para que cambie de opinión, convenciéndole de que Lenin aprobaría: "Buljanoff, compañero, por una vez en tu vida.........estás en París, no seas estúpido.......... ¿El prestigio de los bolcheviques significa algo para ti?
¿Quieres vivir en un hotel donde se abres el grifo de agua caliente, sale agua fría?

Al final, los tres deciden quedarse en el hotel más bonito de París y piden de poner en una caja fuerte la única maleta que poseen.
El director del hotel le informa que hay una caja fuerte lo suficientemente grande, que puede contener la maleta, en Suite Royale.
"El apartamento puede satisfacer sus necesidades, pero dudo que se adapte a sus creencias", explica el director.
Después de una breve discusión, los tres rusos deciden tomar el lujoso apartamento.
Estos tres personajes representan a los típicos ciudadanos rusos que viven en el terror, anhelando la libertad y el lujo del mundo capitalista.

El Conde Alexis Rakonin, escuche la conversación telefónica entre Iranoff y un joyero parisiense, Mercier.
Iranoff explica que está en misión para vender joyas imperiales confiscadas durante la Revolución y originalmente poseídas por la Gran Duquesa Swana.
Inmediatamente Rakonin sale del hotel y en taxi se dirige al número 8 de la Rue de Chalon, la lujosa residencia de la sofisticada Gran Duquesa, que ahora vive en exilio en París.

La Gran Duquesa Swana, a pesar de que atrae nuestra simpatía, representa todas las injusticias de la aristocracia y el capitalismo. Habla con amor de su pueblo, pero estaba lista para desatar la Guardia Blanca contra su pueblo.
Ella representa Rusia superficial y egoísta, pero es compasiva con los trágicos fracasos de su vida.
Perdió a su Zar, su País, su palacio en San Petersburgo y el amor de su pueblo.
La mujer no es la persona que puede tener amor y lealtad y, ahora se ha reducida a vender la historia de su vida, a la Gazette Parisienne y tener como amante el cínico playboy León Conde d'Algout.

El fiel Rakonin informa a la Gran Duquesa, que no puede comprar sus joyas, y ella inmediatamente llama a su abogado, pidiendo una orden judicial para recuperar sus piedras presiosas, pero el abogado no ofrece mucha esperanza
León, calma a la mujer sugiriendo que puede ayudarla, bloqueando la venta.
Pero no sólo bloquea la venta de joyas, También León decide de sobornar a los tres rusos, con la vida parisina y los placeres del capitalismo.

Cuando León envía un almuerzo de caviar a los tres, el director de cine coloca su cámara fuera de la puerta de la suite y cuando llega la entrega, escuchamos los sonidos de aprobación y satisfacción, que continúan con la entrega de cigarrillos y champaña ......... A continuación los tres, completamente borrachos, son instados a enviar un telegrama a Rusia, sugiriendo a su jefe que en el mejor interés de su País, la mejor solución es vender a mitad de precio.

En la vida de todos llega Ninotchka que debe recuperar a las joyas, patrimonio de la familia aristocrática de la Gran Duquesa y representación de su juventud perdida.
Ninotchka ama a su gente y los ideales comunistas, y está interesada en el bienestar de su gente. Cuando sus compañeros le informan de la lujosa habitación de hotel donde se alojará, ella no sólo cita castigos por desperdicio de dinero, sino que también calcula el costo en términos de ganado.

Después de haber pasado una noche en un elegante restaurante, en compañía de León, borracha de champána, Ninotchka simbólicamente muere y renace: no es la muerte de su ideología política, sino la muerte de su culpa y su fervor despiadado.
Tendrá que tomar una decisión: el amor por León o el bienestar de su pueblo.

El amante de la Gran Duquesa, desde la primera vez que conoce a Ninotchka, se enamora de ella desesperadamente. Su corazón arde por ella, como repite varias veces, incluso metafóricamente, citando a las polillas, mientras que inicialmente Ninotchka dice que el amor es sólo un proceso químico simple, pero está más que dispuesta admitir que siente para el hombre un impulso natural.

Inicialmente uno podría pensar que Ninotchka no está enamorada de León, pero la chispa se enciende cuando el hombre se desliza por la silla y cae al suelo en un restaurante, causando la risa de la mujer.
La fachada austera de Ninotchka está agrietada y es vencida por la alegría.
La risa de Ninotchka finalmente anuncia la unión entre ella y León.
Las dos perspectivas se convierten en una, química y espiritual.
Esta es la primera transformación de Ninotchka, la segunda es la escena en la que León apoya contra la pared a la mujer que confía en que cree en la biología, pero admite que ahora cree en las emociones del amor.

La película puede parecer anti-comunista, pero la protagonista sigue siendo una comunista con sus ideas, y es propio el amor de Ninotchka por Rusia, que la hace atractiva a los ojos de León.
Cuando reprocha a sus compañeros, recuerda que hay quienes se mueren de hambre en patria. El director de cine nos muestra el primer plano de Ninotchka mientras habla, con los tres hombres colocados en un rincón. La pasión de la mujer controla la pantalla.

Ninotchka habla de sus creencias comunistas en cada ocasión. Habla de la igualdad de todas las personas y de la miseria que sufrió su pueblo bajo la aristocracia. Cuando Ninotchka deja Rusia para vivir en una sociedad capitalista, lo hace por amor y no porque haya cambiado su ideología. Ni León, ni Ninotchka, renuncian al capitalismo y al comunismo.

Cuando Ninotchka llega a Moscú, es criticada por su compañera de cuarto Ana. El único recuerdo de París, que Ninotchka tiene, es un negligé, y Ana le advierte que algunas mujeres lo vieron en la lavandería y causó escándalo.
"Sabes lo que es hoy……todo lo que tienes que hacer es usar un par de medias de seda y sospechan la revolución", dice Ana.
"Odio ver a nuestro País amenazado por mi ropa interior", responde Ninotchka.
Su espíritu sarcástico nos dice que Ninotchka ya no está dispuesta aceptar la supresión de la elección individual. Sigue siendo una comunista que ama a su pueblo, pero ya no es un espíritu patriótico

Cuando Ninotchka se enamora de León, está gastando dinero para comprar un sombrero parisino muy chic y un vestido nuevo. La metáfora de la ropa impregna la puesta en escena: lo que la gente usa no es sólo un intento de realismo, resume el glamour del capitalismo y la privacidad soviética.
En París Ninotchka elige telas ligeras, aireadas y joyas, en Moscú regresa con tejidos gruesos y pesados.

CONCLUSIONES


Una película encantadora que se basa en el choque de dos ideologías diferentes, el comunismo y el capitalismo. Detrás de una historia de amor entre un hombre fascinante y una seductora mujer rusa, hay una sátira política pura.
El director de cine Ernst Lubitsch nos sirve un cóctel basado en impertinencia y romance

El punto fuerte de la comedia de Lubitsch es transferir a un personaje como Ninotchka en un contexto totalmente extraño por ella, como París. Desde el primer momento de su llegada a la estación, nos damos cuenta de que Ninotchka no tiene nada que ver con París y sobre todo, parece no tener ninguna apariencia femenina real.

Ella es una mujer, pero su feminidad está ocultada por la dominante ideología política rusa: no parece tener ninguna conciencia de su ser. Es austera en la vestimenta, en la expresión dialéctica y mímica, en la mente. Será el encuentro con León que la transforma, y así descubre la belleza, la fortuna de ser mujer.

Destaca la actuación de la diva Greta Garbo, así como la de Melvyn Douglas y la breve aparición de la leyenda del cine de terror, Bela Lugosi.


©º°¨¨°º©]·._.·´¯)(¯`·._.·[©º°¨¨°º©


Año - 1939
Duración - 106 minutos
Dirección - Ernst Lubitsch
Guión - Billy Wilder, Charles Brackett, Walter Reisch
Fotografia - William H. Daniels
Música -Werner R. Heymann
Reparto - Greta Garbo - Nina Iranovna Yakushova "Ninotchka"
Melvyn Douglas - Conde León d'Algout
Ina Claire - Gran Duquesa Swana
Felix Bressart - Buijanoff
Sig Ruman - Iranoff
Alexander Granach - Kopalski
Bela Lugosi - Razinin
Gregory Gaye - Conde Alexis Rakonin
Rolfe Sedan - Director del hotel
Edwin Maxwell - El joyero Mercier
Richard Carle - Mayordomo Gaston
Tamara Shayne - Ana

Evaluaciones de la comunidad

Esta opinión ha sido leída 100 veces y ha sido evaluada un
100% :
> Cómo evaluar una opinión
excepcional

Su evaluación sobre esta opinión

Comentarios en esta opinión

  • AntxonMari publicada 23/09/2017
    Una película grandiosa ... feliz diamante ... saludetes ...
  • unacampanilla84 publicada 19/09/2017
    Me gusta mucho cuando escribís opiniones de este tipo de películas, he descubierto grandes obras gracias a Ciao y a los/las que os gusta este cine. Un besote
  • Simoz publicada 18/09/2017
    felicidades por el diamante.
  • ¿Te ha gustado esta opinión? ¿Tienes alguna pregunta? Identifícate con tu cuenta Ciao para poder dejarle un comentario al autor. Entrar

Productos similares más buscados

Información técnica : Ninotchka - DVD

Descripción del fabricante del producto

Director: Ernst Lubitsch - 106 min - Actores: Greta Garbo, Ina Claire, Sig Ruman, Alexander Granach, Melvyn Douglas, Bela Lugosi, Felix Bressart, Gregory Gaye, Rolfe Sedan

Características técnicas

Nombre: Ninotchka

Formato: DVD

Título original: [USA] Ninotchka , 1939

Año: 1939

Director: Ernst Lubitsch

Actores: Greta Garbo, Ina Claire, Sig Ruman, Alexander Granach, Melvyn Douglas, Bela Lugosi, Felix Bressart, Gregory Gaye, Rolfe Sedan

Duración: 106 min

Idiomas: Dolby Digital Mono: Español, Inglés, Alemán

Subtítulos: Español, Inglés, Alemán, Portugués, Danés, Sueco, Finlandés, Croata, Checo, Polaco, Griego, Hebreo, Esloveno, Húngaro, Turco, Inglés para sordos, Alemán para sordos

Género: Comedia, Clásicos

Ciao

Incluido en Ciao desde: 13/03/2001