OPORTO: CAUTIVADORA Y SUCIA

4  08.06.2004

Ventajas:
CONOCER UNA CIUDAD EMBLEMÁTICA DE PORTUGAL

Desventajas:
CASAS Y CALLES MUY SUCIAS

Recomendable: Sí 

ACALCEDO

Sobre mí: Las opiniones sobre viajes son mis favoritas.

usuario desde:21.08.2003

Opiniones:571

Confianza conseguida:247

Comparte esta opinión en Google+
Esta opinión ha sido evaluado como muy útil de media por 34 miembros de Ciao

¡Hola, amigos de Ciao!

El pasado fin de semana decidí viajar a una ciudad que no conocía y que, con lo cerca que está de nosotros, no podía esperar más a ser visitada: Oporto.

El viaje desde Madrid no resulta muy pesado. Yo he volado con la compañía Air Nostrum y se tarda una hora y diez minutos aproximadamente.

El aeropuerto de Oporto me sorprendió gratamente; me pareció grande y moderno. Aún así he de deciros que está en obras y se nota que será en el futuro mejor aún.

El traslado desde el aeropuerto hasta el hotel lo hicimos en un autobús llamado “Aerobús”. Este autobús está fenomenal, porque se coge en la salida del aeropuerto y por 2.50 euros te lleva a la mismísima puerta del hotel. Si, como leéis, al montar en el autobús se le indica al conductor adonde quieres ir y él, en función de las solicitudes de los viajeros, va parando en un hotel u otro.
El aeropuerto está situado a más de veinte kilómetros del centro, con lo que tomar un taxi cuesta unos 22 euros.

Oporto es una ciudad bonita; eso sí, lo sería aún más si no estuviera tan sucia. He de comentaros que recorrimos a pié todos los lugares que quisimos visitar y pasamos por muchos barrios de callejuelas estrechas donde, para qué engañaros, hacía falta contener la respiración si no se quería acabar con el estómago revuelto. Había muchísima suciedad por las calles, mucha. Y quiero suponer que intentarán adecentarla un poco para la celebración próxima de la Eurocopa, que si no…

Otra imagen negativa de la ciudad que me traigo es la de las fachadas de sus casas. La mayoría son bonitas, con pintura o con azulejos decorados, pero están completamente descuidadas y llenas de suciedad. Para colmo, sus moradores tienen el hábito de tender la ropa en las fachadas, lo que contribuye a que la imagen general sea más cutre. De verdad, pienso que no deben existir los patios interiores ni esos tenderetes con patas para interiores, porque la estampa de ropa tendida por todas partes era continua.

Uno de los mayores atractivos que tiene esta ciudad son sus puentes. Al estar atravesada por el río Duero, ya casi en su desembocadura, éste alcanza allí grandes dimensiones. Es, por tanto, que los puentes que lo atraviesan son muy largos y espectaculares; verbigracia, el Puente Pensil, María Pia, D. Luis I (este lo están acondicionando actualmente para que pase el metro a través de él), De Arrábida, De San Joao…

Destaco también la gran cantidad de iglesias que tiene esta ciudad. Nosotros no visitamos todas (habrían sido demasiado pesado), pero bien cierto es que todas ellas me parecieron extraordinariamente bonitas; además, en varias ocasiones las visitas coincidieron con la celebración de homilías y pude constatar que existe allí un gran fervor religioso. Destaco la Iglesia y Torre de los Clérigos ( por 1.5 euros se puede subir a esta torre con más de 190 escalones y disfrutar de unas magníficas vistas de toda la ciudad); la Sé do Porto (Catedral), cuyo interior no pudimos ver porque estaba cerrada. Junto a ella está el Palacio Episcopal, al que tampoco entramos; Iglesia de los Grilos (cercana a la Catedral) y la Iglesia de San Antonio de los Congregados.

Recorriendo las calles, te encuentras con monumentos, edificios o rincones que llaman la atención y que te hacen recurrir a la guía para saber más de ellos; valgan como ejemplo la Estación de San Benito (estación central de tren, de gran belleza, pero completamente dejada de la mano de Dios, o mejor, del Ayuntamiento de Oporto); la Muralla Fernandina; el Palacio de la Bolsa; el Mercado Ferreira Borges, etc.

La Plaza de la Batalla es uno de los lugares más céntricos y con más vida de Oporto. Nosotros tuvimos la suerte de que se estuviera celebrando un festival folclórico y resultó muy ameno comprobar como son sus trajes y sus bailes regionales.

Yo diría que la Rua Santa Catarina es la calle más importante, en cuanto a compras se refiere. Se trata de una calle muy larga que está completamente llena de tiendas de todo tipo. Aquí podremos encontrar casi todas las tiendas que estamos acostumbrados a ver en España: Zara, Mango, Springfield, Berska, Cortefiel…
También hay en esta calle un centro comercial llamado “Via Catarina” de considerables dimensiones y con un horario muy amplio: de 10 de la mañana hasta las 22.00 horas, de lunes a domingo; si, no cierran ningún día. En este centro comercial hay una tienda de Sacoor (mi tienda de ropa favorita de Portugal) y, claro, no faltó el que hiciéramos algunas adquisiciones.

Quiero destacar también, en la Rua Santa Catarina, un café llamado “Majestic”. Si vais por allí no dejéis de tomar algo en el interior o en la terraza. Se trata de un local de gran tradición, con una decoración muy bonita y donde sus empleados ofrecen un trato exquisito. Os lo recomiendo.

En lo referente a la gastronomía, nosotros hemos disfrutado de lo lindo. Tanto el sábado como el domingo comimos en sendas terrazas en las riberas del río Duero. El sábado lo hicimos en un sitio llamado “Chez Lapin”, en la margen del río que está junto a la zona antigua de la ciudad. Tomamos varios entrantes y un arroz con marisco que estaba para chuparse los dedos y por un precio muy razonable.
El domingo cruzamos el puente de D. Luis I y tras pasear por esa ribera del Duero (infestada de bodegas que pueden ser visitadas y donde se pueden comprar multitud de los afamados vinos de Oporto), comimos en una zona muy nueva y muy bien acondicionada, donde hay muchos restaurantes de todo tipo. Nosotros nos decantamos por uno brasileño y quedamos muy satisfechos; de hecho, éramos tres personas pero con las cantidades de comida que nos pusieron podríamos haber comido otros tres más, al mismo precio que, por cierto, tampoco fue excesivo.

En fin amigos, que os invito a que conozcáis esta ciudad portuguesa y le sepáis encontrar su encanto. Eso sí, vuelvo a recalcar que me pareció una ciudad muy sucia.

Un saludo para todos.


Comparte esta opinión en Google+
Enlaces Patrocinados
Evaluar esta opinión

¿Cómo de útil te será esta opinión a la hora de tomar tu decisión de compra?

Directrices para las Evaluaciones

Comentarios sobre esta opinión
Martiri0

Martiri0

29.10.2007 13:30

No estoy de acuerdo con terminos "suciedad" ni "mierda hasta las cejas" sobre esta ciudad... no la veo más sucia que Madrid, más bien todo lo contrario... el caso es que, el casco antiguo es la zona más visitada de Oporto por los turistas... el año pasado la zona "foz" fué premiada con "los 25 Kms de playa más limpia de Europa"... esa es una zona muy bonita y muy moderna...

atina1979

atina1979

27.08.2005 14:10

Muy buena opinion, y completamente de acuerdo en cuanto a lo de la suciedad de las calles, yo fui este verano y siento decirte que no se han aplicado mucho el cuento...es una pena! hasta pronto!

mulin

mulin

13.08.2004 23:19

Vaya 10 euritos te han dado por la opinión no???

Escribe tu comentario

máximo 2000 alcanzado

  Publicar el comentario


Evaluaciones
Esta opinión sobre Oporto ha sido leída 4333 veces por los usuarios:

"excepcional" por (9%):
  1. atina1979
  2. mulin
  3. kuki123
y de usuarios adicionales 4

"muy útil" por (90%):
  1. javierdd
  2. JOUY
  3. dadarisp
y de usuarios adicionales 71

"útil" por (1%):
  1. laircana

La evaluación total de esta opinión no es únicamente el promedio de las evaluaciones individuales.