~CUNA DE DIOSES Y ENVIDIA DE HUMANOS~

5  16.10.2005

Ventajas:
-  -

Desventajas:
-  -

Recomendable: Sí 

X-WOMAN

Sobre mí:

usuario desde:12.03.2005

Opiniones:1309

Confianza conseguida:122

Comparte esta opinión en Google+
Esta opinión ha sido evaluado como muy útil de media por 21 miembros de Ciao

El viaje se había preparado durante tres meses. Tres meses de concentración porque queríamos que esta cita tuviese ese aroma especial de los grandes exploradores. Quizás por el hecho de que ya no hay nada que explorar o porque hacerlo supone miles de contratiempos, decidimos hacerlo por nuestra cuenta. De esta manera los viajes tienen todos esos ingredientes de aventura y de conocer más de lo que se ha expuesto por los llamados expertos en la materia. De esta forma consultamos planos, mapas, aventuras, viajes, fotografías y por supuesto nos aprendimos de memoria la civilización que vivió en este lugar hace miles de años.... sin embargo la magia estaba por descubrir; aunque la hayamos estudiado en la mesa, sobre el terreno la cosa varía con una esplendorosa realidad antes los ojos.

El vuelo fue largo a once mil metros de altura. Por las ventanillas de nuestro aparato veíamos la inmensidad del Océano Atlántico y quizás tomados de la mano, tu y yo nos sentimos pioneros en esos viajes a través de los mares. Ibamos hacia un lugar que nos esperaba desde hacía años. Mi mente se sentía inquieta ante la presencia de esos monumentos tan impresionantes que marcaron mi vida desde la juventud.

Llegamos a México D.F. por la noche y realmente pudimos contemplar un paisaje de luces que nos dejó sorprendidos. La ciudad parecía un fuego intenso que extendía sus brazos de luces como una araña gigantesca. 2.240 metros de altura sobre el nivel del mar, tierras de volcanes activos y de terremotos que todavían marcan su huella del último acaecido en 1985, la ciudad con sus problemas (contaminación, denso tráfico, viviendas escasas, exceso de población, un paro alto...) tiene a pesar de ello su encanto y por supuesto ese tirón para todos los que sentimos la arqueología hasta la médula.

10 días nos esperaban para recorrer este territorio maravillosamente atractivo en un 4 x 4 que nos llevaría a los centros más atrayentes y a los cuales teníamos acceso con un especial pase de "estudiosos de la universidad"; cosa curiosa, cuando ninguno estábamos en la universidad. Pero al fín y al cabo estábamos donde queríamos y teníamos 10 días para aprovecharlos al 100%.

Naturalmente el centro de atención primordial era Teotihuacán, ese lugar de los dioses y sus pirámides. Centro de culto, de ritos y quien sabe de qué más cosas.

Enfilamos el camino aquel día en que las nubes nos serían propicias para no tener un calor sofocante... 50 kms de la capital nos separaban de nuestro primer punto de interés. La carretera es buena, pasamos por lo queda
Fotos de Pirámides de Teotihuacán
  • Pirámides de Teotihuacán Fotografía 1255081 tb
  • Pirámides de Teotihuacán Fotografía 1255083 tb
  • Pirámides de Teotihuacán Fotografía 1255084 tb
  • Pirámides de Teotihuacán Fotografía 1255085 tb
Pirámides de Teotihuacán Fotografía 1255081 tb
piramides
del lago Texcoco; una anténtica reliquia que pronto quedará en el olvido.

Los coches se quedan en su aparcamiento mientras nosotros nos encaminamos hacia la Avenida de los Muertos, cuyo nombre en Náhualtl es Miccaotle (Lengua de los aztecas). 4Kms de longitud y 45 metros de anchura nos dan la bienvenida a uno de los centros más importante para cualquier amante de la arqueología que se precie como tal.

Pisamos losas milenarias, quizás el mismo camino que pisaron aquellos primeros habitantes del lugar. Es curioso ver como el puente trata de salvar el río San Juan; se nos antoja que antaño las riadas podían ser tan salvajes que hacían este camino imposible para el tránsito de personas y quizás ese sea el motivo de las escalinatas que hay a sus lados por las que se accedía a las casas particulares. Esa será, me imagino, la contestación a la pregunta que se me viene a cabeza contemplando este edificación en toda su magnitud. La zona es sólo peatonal y lo ha sido siempre y para evitar que se llenase de agua se contruyeron estos pequeños muros que sirviesen de canales para el agua de la lluvia.

Curiosamente aunque la vista engañe, la avenida no está en el mismo plano a través de esos 4 kms, sino que sigue una linea ascendente que desemboca en la Pirámide de la Luna, la cual nos da la bienvenida a poco más de dos kilómetros de distancia de ella. Impresionante bella, majestuosa, nos parece susurrar ya desde la lejanía esos secretos que venimos a saber de ella... A la derecha la mole de la pirámide del Sol... Nombres puestos en nuestros tiempos; para nada tienen que ver con sus nombres ancestrales, aquellos que fueron puestos por hombres y civilizaciones que desconocemos en su totalidad. Sólo el recuerdo de que fueron lugares de culto, centro político y económico y de un gran asentamiento de población que en base a los últimos descubrimientos, hacen saber que se dedicaban a la cestería, moldes y cerámicas....

La primera observación que llevamos escrita y que comprabamos sobre el terreno es que, efectivamente las caras de las pirámides son perpendiculares y que dan a la avenida de entrada.

Una vez que terminamos la avenida, que es como un peregrinaje hasta un centro de culto invisible, subimos por unas escalinatas a la plataforma de la Cuidadela (un rectángulo de 440 por 460 metros), que está flanqueada por quince pequeñas pirámides escalonadas, que según se confirma, en la antiguedad tenían un templo sobre cada una de ellas. Fue lo primero que desapareció y fue el motivo por el cual los primeros españoles que estuvieron en el lugar se creyeron que era una plaza fortificada; de ahí le viene el nombre. Y en su parte más oriental donde se levantan dos pirámides que se nos antojan caprichosas. Digo ésto porque la que está delante parece querer hacer sombra a la segunda, la gran Quetzalcóatl, tan unidas entre sí que sólo deja un pequeño pasaje entre ambas. Y también quizás sea la envidia de un grupo de personas que odiaba a ese otro grupo que levantó la segunda piramide para que quedarse en un plano apartado. Sin embargo la historia es buena con lo que realmente vale y gracias precisamente al cobijo de esta segunda más pequeña pirámide, la principal se haya visto protegida del tiempo. Así podemos ver las cabezas de jaguares y restos de sus pinturas, cosa que es imposible de ver en ninguna otra edificación y de los cuales tenemos sólo una referencia en las reproducciones que hay en el museo de Mexico.

Hay que anotar que la mano del hombre también ha jugado una mala pasada a este hermosa pirámide puesto que toda su parte oeste y sur fue y ha sido destrozada por la mano del ser humano. Estas cabezas de jaguares se conservan aún en casi su belleza inicial debido a haber estado ocultas del ojo humano por la vegetación hasta que los arqueólogos las sacaron a la luz y aún permanecen en la incógnita de saber si la parte que mira al levante estará también en buen estado; puesto que la vegetación aún no ha sido retirada hasta aquel entonces.

La plaza de la pirámide de la Luna tiene dimensiones grandiosas ( 204,5 metros de norte a sur y 137 de anchura), tiene un altar en el centro y doce pequeñas pirámides a su alrededor. En este lugar se encontró una estatua de 3.19 metros de altura y 22 toneladas de peso, correspondiente a la diosa de las Aguas Terrestres, que se encuentra en el Museo de Mexico

Y comenzamos la subida. 45 metros de altura con cuantos escalones?... no tengo ni idea, hemos perdido la cuenta y ya en la cima, cansados y fatigados más que nada por la altura en que nos encontramos (más de 2.000 metros), nos dejamos caer en unos pedestales para poder contemplar el hermoso e increíble paisaje que se nos brinda a los ojos:
unas vistas irrepetibles de todo el complejo, enfilándose la Avenida de los Muertos hasta el infinito, no parece tener fin, el horizonte se hace dueño de ella. Y naturalmente las imágenes de cultos antiguos, las procesiones que desfilaban ante ella, aquellos primeros habitantes perdidos en el lugar y en la historia.......... la imaginación se vuelve nuestro único consuelo con esta contemplación tan fría y tan monumental.

Consumido el tiempo necesario para coger aire nos aventuramos hacia el otro gran gigante del lugar: la Pirámide del Sol. 65 metros de altura nos esperan tras una escalinata que a veces es doble y mucho más dificultuosa de lo que parece. Y ya en su altura máxima vemos como queda algún resto del templo que daba término a tan hermosa y monumental pirámide. El aire se nota limpio y eso nos hace llenarnos los pulmones de ese bien deseado aire para respirar... no tenemos apenas aliento; el esfuerzo se deja notar. Y de nuevo nos sentamos para ver el hermoso paisaje que se nos brinda desde esa altura, dándonos cuenta inmediatamente que es mucho más impresionante desde aquí que desde la otra pirámide. Una panorámica total de todo el complejo y de todo el valle.

Curiosamente nos damos cuenta, tal como nos habían avisado, de que allí no hay restos de murallas, ni fosos por lo cual llegamos a la conclusión fácil de que este complejo era más que nada un centro de culto que una fortaleza. Nunca hubo guerras en el lugar; solo armonía y culto fuese el que fuese.

La terrible leyenda también pasa por nuestras cabezas: y el culto a esos dioses de seres humanoss??.. Si nos agarramos a las excavasiones hechas, sí hubo sacrificios humanos, pero debieron de ser pocos, puesto que no se han hayado nada más que algunos restos de huesos de niños sacrificados a la diosa del agua. Cosa que contraresta con el centro de Alta Vista en el cual si se han encontrado restos de numerosas víctimas humanas.

Como llegaron a desaparecer estos pueblos y como se dejó comer por la selva estos monumentos?... no lo sabemos, sin embargo si se sabe que en el 600 a 700 después de JC hubo por estos lugares un gran incendio en el mismo centro del complejo y a partir de este momento se deja de construir y quedó abandonado... sin embargo continuó en la memoria de los pueblos que habitaron la zona más tarde, antes de la llegada de los españoles.....


Regresamos pues hasta el lugar donde están los aparcamientos, alli podemos visitar el Museo de Teotihuacán, un pequeño sueño donde nos podemos hacer una idea de lo hermoso que tenía todo este conjunto en sus mejores tiempos. Varias tiendas y una librería componen también el área de servicio a los visitantes que poco a poco vamos dejando el lugar sin antes volvernos y mirar por última vez la maravillosa visiòn de estos gigantes... unos gigantes que tienen réplicas en el antiguo continente. La pregunta se nos desvanece en los labios: Cómo llegaron hasta aquí???.....

Días de visita: de lunes a domingo
Horario: de 8:00 a 17:00 horas.
Servicios: 5 puertas de acceso, restaurante, parking y servicios.

x-woman

Comparte esta opinión en Google+
Enlaces Patrocinados
Evaluar esta opinión

¿Cómo de útil te será esta opinión a la hora de tomar tu decisión de compra?

Directrices para las Evaluaciones

Comentarios sobre esta opinión
mary_vales

mary_vales

25.10.2005 04:55

Excelente opi!!!! Ni siquiera yo que vivo en México pude haber hecho una descripción tan completa como la tuya, me alegra que te gustara el viaje. Saludos.

Sertorio

Sertorio

22.10.2005 15:41

Si señor, te tengo profunda envidia, quizás algún día ... muy buena opinión como es habitual. Besos.

Mieas_20

Mieas_20

21.10.2005 01:34

Buenisima opi, ademas un sitio precioso que tengo muchas ganas de visitar.1beso

Escribe tu comentario

máximo 2000 alcanzado

  Publicar el comentario


Evaluaciones
Esta opinión sobre Pirámides de Teotihuacán ha sido leída 16859 veces por los usuarios:

"excepcional" por (24%):
  1. mary_vales
  2. Sertorio
  3. Mieas_20
y de usuarios adicionales 7

"muy útil" por (76%):
  1. SOYVOYBUENNA
  2. koala5
  3. tcm105
y de usuarios adicionales 29

La evaluación total de esta opinión no es únicamente el promedio de las evaluaciones individuales.
Etiquetas relacionadas con Pirámides de Teotihuacán