Relato corto o cuento literario moderno.

5  06.06.2005

Ventajas:
Se lee rápidamente

Desventajas:
A veces quieres más

Recomendable: Sí 

escribocomoescupo

Sobre mí: Leer es una experiencia nueva cada vez. Una gran obra es la que te hace sentir grandes cosas, a ti, ...

usuario desde:17.03.2004

Opiniones:70

Confianza conseguida:29

Comparte esta opinión en Google+
Esta opinión ha sido evaluado como muy útil de media por 11 miembros de Ciao

A menudo sucede que cuando escuchamos la palabra "cuento" pensamos en esas historias infantiles que tanto escuchábamos de pequeños y que por esa simple razón desdeñamos la posibilidad de acercarnos a un libro con esta palabra en el título. Si hacemos esto, estaremos renunciando a uno de los subgéneros literarios más fascinantes, al menos bajo mi punto de vista.

Porque al hablar de "cuento literario moderno" no nos estamos ya refiriendo al otro cuento, al tradicional, al oral, a ese de tradición ancestral, estamos ante una serie de pequeñas historias contadas en pocas páginas pero con un gran contenido y sobre todo con una gran satisfacción para el lector que se sumerge en la aventura de leer estos relatos.

Los grandes cuentistas modernos surgen en el siglo XIX. Tenemos los casos de Edgar Allan Poe en Estados Unidos o Chéjov en Rusia, entre otros. También es en este siglo cuando en nuestra literatura van a surgir los denominados cuentos de autor, y surgirán con una fuerza espectacular de la mano de Fernán Caballero, Alarcón o de los grandes maestros del cuento español realista o naturalista: Clarín y Emilia Pardo Bazán. Sin embargo, será en el siglo XX cuando este tipo de narraciones adquieran un prestigio importante con autores hispanoamericanos, que dotan al cuento de una serie de rasgos que los elevan a la altura de la novelística. Con Borges o con Cortázar el cuento se empieza a denominar con mayúsculas y sin ningún tipo de complejos.

Ya Poe, uno de los creadores del género, dio una serie de características muy concretas de lo que debía ser un buen cuento. Muchos de los autores citados han hablado de la teoría y han ido aportando sus puntos de vista. Para mí un buen cuento tiene que ser algo sencillo, rápido y contundente, algo que deje paralizado al lector en un momento puntual, algo que sorprenda, algo que refresque, que impacte. Se ha hablado mucho de la extensión que debe tener un cuento. Para mí puede ser desde media página, unas pocas líneas, hasta no más de cincuenta o sesenta páginas, es decir, algo que se lea en una sentada, de una sola vez. Debe ser también una narración sin rasgos superfluos que aparten la atención del lector de lo principal. Los personajes no deben estar dibujados nada más que en lo esencial, no se pondrán anécdotas, descripciones minuciosas, ni paisajes, ni nada de nada, a no ser que sea necesario para la acción que se está contando. Un cuento debe tener, al menos, dos líneas, una que se ve y otra que de repente surge y provoca la sorpresa en el lector. Realmente no digo nada nuevo, insisto, esto está todo dicho por los teóricos del género, pero realmente es lo que yo creo que debemos buscar en un buen cuento. Y por supuesto, un final que nos descoloque. Julio Cortázar decía al respecto: "De un cuento se sale como de un acto de amor, agotado y fuera del mundo circundante, al que se vuelve poco a poco con una mirada de sorpresa, de lento reconocimiento, muchas veces de alivio y tantas de resignación".

Creo, para concluir, que en esta nuestra vertiginosa sociedad actual muchas veces encontramos la excusa para no leer en la escasez de tiempo. Leer un cuento como Casa tomada, de Cortázar, no nos llevará más de diez minutos y siempre tendremos la sensación de estar degustando un caramelo dulce y, aunque pequeño, con un sabor intenso y refrescante. Cada día más narradores escriben cuentos, cada día más lectores eligen estas pequeñas historias para asustarse, para reírse, para enamorarse… en definitiva, para pasar un buen rato leyendo, que es de lo que se trata.


Comparte esta opinión en Google+
Enlaces Patrocinados
Evaluar esta opinión

¿Cómo de útil te será esta opinión a la hora de tomar tu decisión de compra?

Directrices para las Evaluaciones

Comentarios sobre esta opinión
scarfacita

scarfacita

20.03.2006 21:55

De maravilla, es verdad que las prisas son lo más cortante a la hora de leer porque para dejarlo cuando mejor está o tener que mirar el reloj, como que no es relajante. Yo he comprado algun libro de cuentos y el último es un tanto rarito: Historias de Terror Zanzibaríes escrito en inglés (bueno aquí hay que tirar de diccionario un poquito....) y me gusta porque lees y acabas y te queda una sensación de plenitud que me gusta. Genial la opi, me gusta como escribes y debes de escupir muy lejos. Un besito.

Anna45

Anna45

27.02.2006 00:11

Genial! Me ha gustado mucho tu opinión. Se nota que te gusta leer y que hablas con conocimiento de causa. Yo he leído más novelas que cuentos, pero la verdad es que un buen cuento siempre te deja un buen sabor de boca y me ha gustado mucho como lo has descrito, además haces una buena introducción sobre la evolución de este genero literario y das buenas recomendaciones. Un saludo

Despistado

Despistado

26.12.2005 18:02

Prefiero a Borges sobre Cortázar. Aunque siempre recuerdo "Autopista hacia el sur"(se llama asi?) y "El perseguidor"(que no se si es cuento o novela corta) con gran placer.

Escribe tu comentario

máximo 2000 alcanzado

  Publicar el comentario


Evaluaciones
Esta opinión sobre Por la letra R ha sido leída 2699 veces por los usuarios:

"excepcional" por (29%):
  1. scarfacita
  2. Anna45
  3. Brezo
y de usuarios adicionales 2

"muy útil" por (71%):
  1. deviaje
  2. Despistado
  3. leeoswald
y de usuarios adicionales 9

La evaluación total de esta opinión no es únicamente el promedio de las evaluaciones individuales.