Padres e hijos.

3  23.10.2003

Ventajas:
Las que tu le veas .

Desventajas:
Supongo que muchas, soy novato .

Recomendable: Sí 

javirolero

Sobre mí:

usuario desde:13.08.2003

Opiniones:25

Confianza conseguida:18

Comparte esta opinión en Google+
Esta opinión ha sido evaluado como muy útil de media por 13 miembros de Ciao

Espero que os guste esta pequeña fábula, que se me ocurrió viendo un documental de esos de la 2. Es la primera vez que escribo un relato, al menos en público, así que sed benévolos :)

*****************************************************

Merin estaba por fin preparado. Hacía ya varios días que ensayaba este momento en su imaginación. escondido tras una roca esperó a que su oponente hiciese el primer movimiento. Ahora, escondido en el lecho del río, agitándo su cola nerviosamente pero despacio, para que el movimiento del agua no le delatase a su futura presa, -un pequeño cangrejo- estaba dispuesto a cobrarse su primera pieza.

Alejado unos cuantos metros su padre contemplaba la escena nervioso. Durante la última semana Merin le había estado acompañando, viendo como ejecutaba él cada movimiento de esa sutil danza, sutil hasta el movimiento final, furioso y explosivo, en el cual se pone fin a la vida del pequeño para que continue la del grande. En su especie eso era lo habitual, ellos eran el pez depredador que se alimenta de otros.

La acción avanzó, el cangrejo salía por fin, lentamente, de su agujero. Sin temor alguno en su desconocimiento, dispuesto a su vez a alimentarse.Merin, siguiendo las enseñanzas de su padre, dio por iniciado el ataque final y se lanzó. Apretó con fuerza sus aletas y cortó el agua con un potente movimiento de toda la parte trasera de su hidrodinámico cuerpo.

El pequeño cangrejo debió apercibirse en el último instante, ya que unas milésimas antes de ser devorado, detuvo su caminar violentamente. Y aquí acabó todo. Merin terminó de alimentarse y volvió junto a su padre. Su padre estaba orgulloso de él, lo sabía. No hacía falta más. En la cara del padre podía leerse (si, los peces son expresivos entre ellos) un pensamiento: ¡Así se caza, hijo!

Empezó a pensar en como sería el futuro, cuando él guiara a sus propios hijos en sus primeras cazas. Se fue poco a poco ensoñando, imaginando una vida feliz, con muchas hembras, los consiguientes hijos, descubrir nuevas aguas, una vida plena. Cuando volvió a la realidad, su padre no estab. Vaya, con la tontería había vuelto a perderse. Después de todo, pensó, aún era un crío.

A lo lejos vió, cerca de la superficie del río, un leve brillo. Se acercó, picado por la curiosidad. Vaya, cuando uno empieza a cazar, todo va rodado. Un pequeño gusano de agua, flotando, se ofrecía tentador como la segunda presa del día. Parecía desprotegido, por lo que se lanzó inmediatamente, tal y como lo había hecho antes. Pero algo iba mal. Lo que esperaba como un tierno bocado ...¡le estaba haciendo daño! ¡mucho daño!

Un fuerte tirón hacia arriba que pareció desgarrarle por entero, y todo cambió. A Merien le parecía un sueño todo ireal, imposible, pero lleno de dolor extendiendose por todos sus sentidos. Vió algo grande, blanco y brillante bajo el sol, hacia lo cual él salio disparado, nadando en el aire sin poder ya impedirlo, sin fuerzas y atrapado. Comenzó a ahogarse, e incluso así se fijo en dos extrañas figuras, diferentes de todo cuanto hubiera visto antes. Las dos eran muy parecidas, una más grande que la otra. Y Merin, en el último instante antes de desvanecerse, oyo cómo la grande le decía ala pequeña: ¡Así se pesca, hijo!

Comparte esta opinión en Google+
Enlaces Patrocinados
Evaluar esta opinión

¿Cómo de útil te será esta opinión a la hora de tomar tu decisión de compra?

Directrices para las Evaluaciones

Comentarios sobre esta opinión
Hikari

Hikari

14.11.2003 22:13

Me ha gustado mucho!!!!!!!!

Brujas

Brujas

28.10.2003 12:23

Está genial.. de veras.. según lo estaba leyendo, estaba viendolo en imagenes en mi cabeza.. Muacks¡¡

Txakolina

Txakolina

27.10.2003 14:10

Está muy bien. Hombre, hay cosillas, pequeñeces, que se podrían pulir, pero creo que tienes madera para escribir. Ya sabes que esto se aprende practicando y leyendo a los maestros. Por ahí hay libros muy buenos en los que te dan consejos muy útiles. Animo, sigue escribiendo y comparte con nosotros de vez en cuando, ¿vale?

Escribe tu comentario

máximo 2000 alcanzado

  Publicar el comentario


Evaluaciones
Esta opinión sobre Relatos fantásticos ha sido leída 4279 veces por los usuarios:

"muy útil" por (96%):
  1. carlega
  2. potorito1
  3. Hikari
y de usuarios adicionales 20

"útil" por (4%):
  1. Kitiarage

La evaluación total de esta opinión no es únicamente el promedio de las evaluaciones individuales.