Troya - DVD

Imágenes de la comunidad

Troya - DVD

Director: Wolfgang Petersen - 156 min - Actores: Julian Glover, Brian Cox, Nathan Jones, Jacob Smith, Brad Pitt, John Shrapnel, Brendan Gleeson, Diane...

> Ver características

79% positivo

352 opiniones de la comunidad

Opinión sobre "Troya - DVD"

publicada 08/07/2004 | leggiere
usuario desde : 22/10/2003
Opiniones : 157
Confianza conseguida : 76
Sobre mí :
Satisfactorio
Ventajas Algunas secuencias bien trabajadas
Desventajas Es lerda
muy útil
Argumento
Calidad de dirección

"Cuando Aquiles hacía bicicleta estacionaria"

"El mundo no ha cambiado nada", dijo Wolfgang Petersen cuando se estrenó "Troya". Evidentemente, intentaba hacer un paralelo entre las tensiones de la guerra greco-troyana y el orden actual que involucra un conflicto estadounidense-resto del mundo. E intentaba hacerlo poniendo como ejemplo de su frase célebre los resultados de su película.

Demasiadas pretensiones, diría yo, para intentar dar vuelo político a una película que hace agua por todos lados. Que Petersen sea un detractor de los halcones de la Casa Blanca no justifica un desperdicio de dinero y de, más grave aún, riquezas argumentales como el que se ve en "Troya".

Cualquier persona que haya leído La Iliada puede darse cuenta que la épica y la poesía son aquí las grandes víctimas. Y más allá del consabido discurso de que las adaptaciones son libres, en "Troya" -de Petersen- no existen ni el compromiso ni la pasión ni la entrega ni la magia de la historia que, con sus defectos y virtudes, plasmó el mítico Homero en sus cantos inmortales.

"Troya" quiere ser un manifiesto. Muestra la guerra y sus consecuencias como único objeto que debe despertar emociones y originar un conflicto ético. La intervención de los hombres como agentes de la guerra queda en segundo plano. Y aún con ese esquema, muchas de las escenas de acción son tan ingenuas o tan dependientes del estilo "Gladiador" que terminar por anularse a sí mismas. Me remito para esto a la secuencia de lucha entre Aquiles (Brad Pitt) y Héctor (Eric Bana), que viene a ser la culminación de toda la obra. Coreográficamente impecable, técnicamente infalible. Emocionalmente un largo camino al bostezo.

Si hay algo que me disgusta de las reconstrucciones históricas made in Hollywood es que tratan de mostrarnos el mundo como un admirable anís contemporáneo. Importan más en el casting la belleza de los protagonistas que su adaptabilidad a los personajes que representan. Importa más el glamour detalloso que la capacidad de plasmar lo entonces cotidiano. No existe la mínima intención de transportarnos a las costumbres de la época, y si la hay, pues habría que colgar a los encargados de la adaptación. Hacen que todo parezca un capítulo de Xena, la princesa guerrera.

En "Troya" todo es impecable. Los guerreros son perfectos aun cuando están muriendo. Su maquillaje sanguinoliento no provoca compasión. Brad Pitt está en otro mundo. Su musculatura de gimnasio no corresponde a la moldatura de un luchador histórico. ¿Alguien recuerda la interpretación de Anthony Queen en "Barrabás"? Así me imagino a los luchadores. Torvos, de carnes magras y abundantes, de músculos inflados a base de esfuerzo. "Troya" quiere convencernos de que los luchadores griegos o troyanos iban al spa a hacer spinning, a levantar pesas Taurus o pasar una hora en el remo ergonómico. ¿Alguna vez se han detenido a mirar los zapatos en una película de época?, pues háganlo en ésta y salgan espantados.

La actuación de Pitt como Aquiles se reduce a una perpetua cara de estreñimiento. Durante dos horas y media, el actor mira con gesto de niño malo a todo el mundo, a reyes, tiranos, mujeres, niños, perritos y hasta a sí mismo. Es un Aquiles que obedece a sus impulsos y que reta los oráculos y los dioses a fuerza de voluntad propia. Cierto, la idea de desmitificar al héroe -sólo vulnerable por el talón- es muy provocadora y hasta cierto punto revolucionaria. Pero... ¿hacerlo con un actor inepto para la pasión? Porque hay que ser sincero, Pitt está aceptable cuando se trata de las escenas de lucha (aunque no mejor que Eric Bana, un Héctor convincente), pero cuando tiene que modificar la paleta y mostrar emociones, se convierte en un bloque de cemento. Si esa es la idea del director, convencer al mundo de que las pasiones no importan en el devenir histórico, pues habría que darle el Nobel. Mis respetos por el descubrimiento.

Ni qué decir de Diana Kruger como Helena, más desabrida que el espagueti sin sal. En esta película no pasa de ser la legendaria belleza que -según los guionistas y la creencia general- causó una guerra de diez años que cambió la historia universal. Digo, no estaría mal recordar que algo tuvo que ver el control comercial del Mar Egeo por la formidable flota troyana y la ambición de los griegos, ¿no?

Y claro, una vez más las reproducciones computarizadas copan las playas y arenas para garantizar un correcto uso de los espacios abiertos e impresionar a las almas susceptibles. Qué fácil es hacer cine. Qué diría Kurosawa, un apasionado en el control de las multitudes. Felizmente que ya está muerto y no tuvo que ver esto.

Pero ya está. Fuera de alguna secuencia respetable, como la fiesta del ingreso de Héctor y Paris a Troya, los viejos destacados como Peter O´Toole -hay que verlo como Príamo pidiendo el cadáver de Héctor- y Brendan Gleeson interpretando a Menelao, y algunos detalles visuales, el resto cansa.

Y volviendo al inicio, si Peterson quería hacer pedagogía antibélica con sus películas, que revise otra vez la tensión de los clásicos como Ben Hur, o la majestuosa armonía de las multitudes al estilo La Pandilla Salvaje o Los Siete Samurai. Porque de otra manera, correrá el riesgo de convertir sus manifiestos en solemnes invitaciones al sueño.

Evaluaciones de la comunidad

Esta opinión ha sido leída 2498 veces y ha sido evaluada un
71% :
> Cómo evaluar una opinión
muy útil

Su evaluación sobre esta opinión

Comentarios en esta opinión

  • nefer06 publicada 11/06/2010
    JAJAJA, excelente despiece , no deja de ser una peli de guerra , con batallas y batallitas , en cuanto a rigor histórico,lo de una guerra por Helena ya sabemos todos que no, pero el mito es el mito y una peli es una peli, y aquí se trata de hacer taquilla y no dar clases de historia..muy bueno lo de Pit y su cara de estreñido, jaja..y al spa no se, pero los griegos era muy aseaditos , eso sí, si es cierto que eran muy cuidadosos de su aspecto y se ponían "guapos" para la guerra y si desde pequeños no hacían más que entrenarse, cachas estarían ...lo de ser rubios ya no se. ahí tengo mis dudas..
  • marianngel publicada 23/05/2005
    pues a mi las superproducciones me encantan aunq no reflejen cien por cien la verdadera historia, y ésta peli no fue una excepción. un saludo
  • yuna0123 publicada 24/11/2004
    cuánta razón tienes....si es que nos han encasquetao a un Aquiles "metrosexual"!...jeje. Me ha gustado mucho tu opinión, además de lo que dices, la forma de expresarlo. 1 saludo ;O)
  • ¿Te ha gustado esta opinión? ¿Tienes alguna pregunta? Identifícate con tu cuenta Ciao para poder dejarle un comentario al autor. Entrar

Productos similares más buscados

Información técnica : Troya - DVD

Descripción del fabricante del producto

Director: Wolfgang Petersen - 156 min - Actores: Julian Glover, Brian Cox, Nathan Jones, Jacob Smith, Brad Pitt, John Shrapnel, Brendan Gleeson, Diane Kruger

Características técnicas

Nombre: Troya

Formato: DVD

Título original: [USA] Troy , 2004

Año: 2004

Director: Wolfgang Petersen

Actores: Julian Glover, Brian Cox, Nathan Jones, Jacob Smith, Brad Pitt, John Shrapnel, Brendan Gleeson, Diane Kruger

Duración: 156 min

Idiomas: Dolby Digital 5.1: Español, Inglés

Subtítulos: Español, Inglés, Portugués, Inglés para sordos

Género: Acción

Ciao

Incluido en Ciao desde: 15/05/2004