amante

Imágenes de la comunidad

amante

> Ver características

80% positivo

5 opiniones de la comunidad

No se encontraron los ofertas para la búsqueda

Opinión sobre "amante"

publicada 11/03/2005 | Lemale
usuario desde : 30/11/-0001
Opiniones : 120
Confianza conseguida : 0
Sobre mí :
Genial
Ventajas Son siete reglas importantes
Desventajas Que si te pillan.......
muy útil

"7 Reglas básicas de los amantes."

2 amantes perfectos

2 amantes perfectos

Es suficiente con alejarse unos pasos para ver los círculos en los que estás incluido. Somos pasajeros de la experiencia, que cambiamos en rutina para nuestra comodidad más que para la de los demás y a veces nos volvemos tan obtusos que no asimilamos el aprendizaje sino que lo dejamos pasar cometiendo los mismos errores una y otra vez.

Pero ocurre que mientras que Jodorovsky siga afirmando que “...cagarse encima de la tumba del tirano que fue tu padre ayudará a superar la inseguridad de tu vida...” no hay riesgo por afirmar que dentro del engranaje que mueven las emociones el ser coherente te hace la realidad más soportable.

Es curioso ver como los amantes nos atribuimos cualidades que no nos pertenecen o como nuestra vida se cuela en mitad de la cama por no haber silenciado el teléfono. Toneladas de realidad se hacen patentes cuando has de contestar.

Las de veces que subiendo las escaleras no me ha dado tiempo a desconectar y he fundido mi risa furtiva con esta otra generada en el paso de los años, mas amable, mas completa, igualmente sincera sí, pero sin la picardía que genera el haber estado metido en un coche, en la cuneta de una vía de servicio, en plena autovía. Otras, me he sorprendido cantando en la cocina a las siete de la mañana mientras espero que salgan las tostadas y con el eco de fondo de las miserias del suelo que nos soporta, cada día mas loco e insufrible.

Con el paso del tiempo y la práctica del puteo he ido recogiendo décimos y aproximaciones que me han ayudado a llevar con éxito el paso de ser amante a convertirme en amigo. Mi cumpleaños es un catálogo de buenas formas y risas en el baño y los pasillos. Tener a mis putas alegres es motivo mucho más interesante que narrar la historia de aquellas que están tristes. No he tenido muchos amantes, nunca son suficientes, pero sí el número apropiado para afirmar que en el caso de moverte por esta pista de baile te atrevas a mirar lo que te digo como unos pasos tangueros a los que podrías dar ritmo, melodía y trance.

LOS AMANTES NO TENEMOS DERECHO A PREGUNTAR: Si estás ahí eres un privilegiado. Has conseguido casar la hora del gimnasio con la esquina de la calle. Has eludido la invitación a un café de ese amigo tuyo y por supuesto tienes a tu madre controlada tras la última llamada hace apenas dos horas, ¿Para qué te vas a molestar en preguntar? El otro habrá hechos sus malabares y piruetas necesarias para no faltar y eso ya es más que suficiente. Desconecta.

LOS AMANTES NO SON CELOSOS: Amantes hay tantos como habilidad tengas para manejar horarios. ¿Qué sentido tiene una recriminación sobre quién ocupó ese trozo de cama la noche anterior? Señor que aquí vengo para desconectar del mundo y enchufarme a ti, a tu maestría, a tu pubertad, a tu dejar hacer, a tu terrible aliento a menta fresca, a esa capacidad tuya tan sorprendente de empotrarte contra la pared y sacarme una carcajada mientras meto lo mejor de mi. Mira, sí me vas a preguntar por cómo lo pasé anoche en la cena y bajar la cabeza cuando te digo que fue enorme, no me agaches la cabeza con lastima por no haber estado ahí o peor aún, por que estaba yo. Este es nuestro momento, nuestra cena, así que hagamos lo que nos compete, riámonos de todo o ¿acaso prefieres que conteste a mi padre y sus ansias por saber si llueve o no en Barcelona?...Lópe de Vega hizo decir a Emma Suárez que “...amor despierta en celos...” lo que me lleva a la tercera afirmación.

LOS AMANTES SOMOS AGUJEROS AMABLES CON TENDENCIA A LA SONRISA SENCILLA: Si te enamoras de un amante dejará de serlo para pasar a ser un amado o amada y esto ya es mas complicado, la emotividad se sentará justo detrás de ti en cada encuentro y, cierto, puede ser precioso, y si consigues equilibrar la situación y manejarla, si le haces hueco en tu vida para que forme parte de ella y desaparezcan las culpas y los miedos... estupendo... pero yo no estoy hablando de amados/as sino de amantes... independientemente de cómo sea tu vida de pareja (de haberla claro).

LOS AMANTES TIENEN EL DEBER DE SEGUIR CON SU VIDA: Si haces de tus encuentros pequeños atolones cerca de la orilla podrás generar un bonito paisaje, pero si los metes en cajas pequeñas y cierras a oscuras, los recuerdos se amontonan en desorden y se difumina la línea que separa la necesidad de distenderse con la culpa por haberlo hecho. La vida te va a continuar igual, independientemente de donde metas el olor que se quedó en la almohada la última vez. Así que cuando entres en casa haz participe de tu sonrisa a lo que allí tienes. El entrar en detalles ya es cosa vuestra. Pero a mi me resulta mucho más ventajoso a la hora de conciliar el sueño saber que mi pareja me abraza, con esa manta suave de su tacto, porque sabe todo sobre mi; aunque se de algún que otro a los que les compensa tener en ese preciso instante de la noche, antes de morir, el martilleo constante en la cabeza de un pensamiento, “...no me he duchado, he de oler a cinco de la tarde en casa de …….. antes de entrar a trabajar...¿se habrá dado cuenta?”

LOS AMANTES NO TIENEN DERECHO A AMARRAR: (En realidad nadie lo tiene) Siempre me ha resultado extraña la idea de sujetar a una persona para que no se vaya... ¿y para qué querría yo retener a mi lado a alguien que no quiere seguir estando? Ese ánimo devorador por gestionar la vida del otro, incluso sus miserias... Creo que no nos enseñan correctamente a soltar y después, de grandes, tenemos verdaderos problemas para aflojar la mano. ¿Qué sentido tiene pretender hacer en el encuentro semanal el resumen de todos los días? Mientras que sitúas con nombres y apellidos a los que están a tu alrededor te pierdes y lo peor de todo, puedes aburrir... A ese coche, a ese apartamento, a ese café junto al mar mientras miras el atardecer en Barcelona sobre el agua, no se llevan ni las miserias ni las risas provocadas por tu hijo pequeño. A ese encuentro se va para no encontrar nada de tu vida. ¿Qué sentido tiene hacer participe a otra persona de lo que te ocurre, si vuestra vida se remite a ese justo instante en el que cada uno puede ser lo que quiera? Tan solo hay una respuesta a la que suelo acudir. “... me está contando su vida mientras hace girar sobre mi cabeza el lazo que me ate, ésta no sabe quién soy yo y, peor aún, ni tan siquiera me ha preguntado si me gusta el fútbol una tarde de sábado en casa con los amigos...” y créeme si te digo que 22 hombres corriendo tras un balón no son motivo para estropear este momento, así que cállate y hazme sonrojar diciéndome alguna de tus banalidades que por eso estoy aquí, que para fútbol ya tengo todos los lunes al incansable conserje del despacho picado con algún vecino. No hay necesidad de atar, si estoy aquí es por que quiero estar, así que relaja la muñeca.... abre la mano y comprueba que no me voy pero por favor... ahorrate los detalles de cómo has conseguido llegar aquí saltando por encima de tu suegra, la vecina que te pide el recibo de la comunidad y el colegio de tus hijos. Que por mas datos que me des de tu vida yo tengo la mía y no es preciso hacerte participe de ella, de verdad que no.


LOS AMANTES TIENEN TODO EL DERECHO A QUE SE RESPETEN SUS HORARIOS : A ver ¿Qué parte de “no me llames a partir de las tres no has entendido”? Se ha de respetar el silencio administrativo. Si te digo estoy localizable solo por las mañanas hasta las tres... es sencillo verdad... pues se da el caso que a las siete de la tarde mientras uno toma un te con su correspondiente en casa abrazados en el sofá nuevo que me ha costado una pasta, saltan todas las alarmas del móvil, desagradable y desafortunado. “...siento molestarte amor pero quería que supieras que me gustas mucho y me haces muy feliz...” que profundidad la del amante, que poco me va a durar.
La felicidad no nos la da ese amante, esa otra persona tan solo nos participa y se muestra para que nosotros nos hagamos felices, pero ese amante no es responsable de nada, ni tan siquiera de nuestras desgracias, tanto para un lado como para otro soy yo el que decide hacia donde girar las ruedas... Pero la cosa puede empeorar... cuando ve que no le respondes te hace actor de esta moda tan absurda, tan incomoda e incomprensible en gente de nuestra edad, como es la de los “toques” o llamadas perdidas. Madre mía, ¿qué puñetas significa un toque? ¿Qué te llame? ¿Qué te has acordado de mí? ¿Qué compruebas si estoy on-line? ¿Y que debo hacer? ¿Darte otro? Y lo peor de todo es que la cosa no acaba ahí... al ver que ni respondo al mensaje ni devuelvo el “toque” me manda otro mensaje... “...siento si te he molestado, discúlpame, no era mi intención, mañana hablamos, que descanses...”

LOS AMANTES NO HAN DE OPINAR, NI CON JUGAR, NI FABULAR, NI ACONSEJAR: Si eres capaz de ver la cara de tu amante mientras le dices que tiene que cambiar su vida y procurar no aguantar tanto... si eres capaz de verla y comprenderla... por mucha razón que consideres tener en tus argumentos... te los guardarás para darlos a conocer en lo mas intimo de tu excusado, a solas... Por que creo que ni tan siquiera al amado o amada le corresponde tal atribución... si no gustas de lo que ves... puerta.

No quisiera que se leyera como frívolo y superficial todo esto. Quizás debiera haber empezado por desarrollar mi idea de amante que, evidentemente distará de la de muchos, pero me atrae mas la idea de confrontar posiciones que las de aunar. A mi me ha ido bien y hoy en día viene gente a casa a comer y aunque no se mete en la cama, cosa que no me pesa, se queda a los postres y nos ríe y nos ilumina y eso cuenta mas que el incomodo sillón de un coche, por grande que sea y por muy bien conducido que esté.


Evaluaciones de la comunidad

Esta opinión ha sido leída 12343 veces y ha sido evaluada un
67% :
> Cómo evaluar una opinión
muy útil

Su evaluación sobre esta opinión

Comentarios en esta opinión

  • nutella26 publicada 25/10/2007
    Felicitarte por tu texto!! Decirte que me en cierta parte me he sentido identificada y he recordado viejos momentos.Buenos recuerdos han hecho en mi mente acordarme de alguien especial. Tantas verdades...tantas mentiras... Ser infiel hace sentirse a uno diferente, talvez el morbo de que puedan pillarte.... "Alguien dice que los cuernos son como los dientes, duelen al salir pero luego comes con ellos". Un saludo
  • cristobal01 publicada 05/05/2007
    Muy buena opinión.Un saludo
  • rafitadu publicada 24/01/2007
    Ante todo he de felicitarte por tu opinión.Estoy contigo, el amor con mordaza o cadenas no es amor ,es condena, y una condena, por muy leve que sea ,no dará nunca la felicidad.Como todo en esta vida la libertad se consigue a base de dar libertad.Un abrazo y reitero mi admiración por tu forma de entender la vida en ésto tan difícil que llamamos amor.Saludos.
  • ¿Te ha gustado esta opinión? ¿Tienes alguna pregunta? Identifícate con tu cuenta Ciao para poder dejarle un comentario al autor. Entrar

Información técnica : amante

Descripción del fabricante del producto

Ciao

Incluido en Ciao desde: 25/09/2002